sábado, 16 de septiembre de 2017

La hospitalidad olvidada

“Hemos aprendido a volar como los pájaros, a nadar como los peces, pero no hemos aprendido el sencillo arte de vivir como hermanos”

Martin Luther King

Europa no es solamente una economía en declive. No puede languidecer y ser un simple espectador; debe ser la voz que defienda la libertad, la lucha contra la pobreza y la desigualdad, que aporte su conocimiento y su experiencia para evitar conflictos en otras partes del mundo. La Europa del siglo XXI tiene un reto para sobrevivir: integrar y mantenerse fiel a sus valores –la tolerancia, la libertad, el respeto a la vida y al ser humano–

Francisco Pleite Guadamillas



Acoger al extranjero en nuestra patria, en nuestra casa y en nuestra tierra, en nuestro corazón y nuestras personas parece un imposible político y social. No sé si estamos olvidando nuestras raíces culturales, preocupados por nuestro propio yo, y desvaneciendo en el errar posmoderno la esencia más profunda de la civilización occidental. La hospitalidad era uno de los signos más destacados de la civilización griega, Zeus, dios de dioses, entre otras cosas, era el dios de la hospitalidad. Bueno es recordar las palabras de Nausiacaa, princesa de los feacios, que al contemplar tendido en la playa a Odiseo, náufrago y desdichado comenta: “Éste es un infeliz que viene perdido y es necesario socorrerle, pues todos los extranjeros y pobres son de Zeus” (Homero, Odisea VI)
Los romanos consideraban un deber sagrado atender al extranjero, su deber era preparar la casa y la mesa para el huésped que pasaba. Se la consideraba una de las virtudes más estimada, la mejor prueba de generosidad, que se manifestaba de forma instrumental a través del contrato del hospitium. No solo tenía un carácter personal, se ampliaba a la familia y a la ciudad, llagando incluso a poner multas al que hubiera reusado dar hospitalidad a un viajero después de la puesta del sol.
En el mundo de la Biblia, la hospitalidad no era una cortesía, como en todo el mundo mediterráneo, era una obligación. Una comunidad, ciudad o persona que no se acercarse a los viajeros antes de que cayese la noche era un grave incumplimiento del honor para el extranjero como para las comunidades locales. El anfitrión asumía las responsabilidades de proveer comida, agua y alojamiento para los invitados y sus animales (Gn 24.23-25; 26.30; 33.1-33). El nómada, al venir de todas partes, siempre se encuentra en camino, favorece la marcha hacia el otro y hacia el Otro, mientras que el hombre de la ciudad se encierra en sí mismo, rehúsa la hospitalidad. Sodoma y Gomorra son el símbolo del rechazo de la hospitalidad y el odio al prójimo. El invitado no podía esperar quedarse con la familia más de dos noches, podía ser descortés y deshonroso quedarse más días. En esta fase de la hospitalidad, era norma dejar partir el invitado en paz, sin haber interrumpido la armonía social de la familia o de la comunidad.
El pueblo de Israel, al igual que otros pueblos de Oriente, practicaba la hospitalidad. Su antepasado Abraham era extranjero errante por los desiertos de Egipto y Siria. Los israelitas entendieron su participación en estas prácticas a la luz de su propia historia, única como pueblo de Dios: “…tu Dios... hace justicia al huérfano y a la viuda, y... ama a los extranjeros, proveyéndoles comida y vestido. Tú también amarás al extranjero, pues vosotros también fuisteis extranjeros en tierra de Egipto » (cf. Dt 10.17, 19 RVR1960; Dt 26; 5-9; Ex 22.21; Lv 19.33-34)
La hospitalidad, la acogida del otro, ha formado parte también de nuestra historia de europeos. Es patrimonio de nuestra cultura, de nuestro propio ser como humanos. Acoger al otro, sobre todo en apuros, ha sido algo consustancial a las relaciones de las personas y de los pueblos, configurándose como un elemento esencial del progreso humano. La hospitalidad es un gesto de humanidad, que no se limitaba a dar casa y alimento, sino prestar atención a las palabras y necesidades del acogido. Personas que huyen de la guerra en Oriente, del hambre y la guerra en África, niños deambulando por las vías del tren, hombres mendigando comida en los campos de refugiados, mujeres con sus niños en brazos intentando calmar el hambre y calor, es una muestra de que no se respeta la dignidad humana, ante la indiferencia de todos, de la sociedad, de los diferentes estados europeos.
La globalización nos está arrancando de nuestras raíces, encerrados en nuestro propio ser, vivimos en una sociedad que invita por interés y desconfía cuando acoge y, sobre todo, no escucha e ignora la vida de tantos extranjeros que huyen de la miseria y del hambre. Todo nuestro mundo gira alrededor de un individualismo cada vez más egoísta que solo se mueve por intereses puramente económicos. En esta coyuntura, la hospitalidad es una quimera, se rechaza al extranjero y al diferente, donde miedo paraliza la tranquilidad individualista. No se produce la escucha, más bien la indiferencia, incluso el rechazo violento en forma de xenofobia y vallas en las fronteras.
Frente a la indiferencia y el egoísmo, numerosos grupos y asociaciones han querido formar oasis, un “hospital de campaña”. Espacio donde las personas que huyen de la guerra, la persecución, del hambre, puedan encontrar alivio, sanación, misericordia, comodidad y sobre todo escucha de su situación. Ya el profeta Amós, denunciaba que las injusticias de unos, el lujo desproporcionado de otros, que fabrican el hambre, la pobreza y las columnas de refugiados. El profeta presenta a un Dios indignado con la sociedad injusta a la que sacudirá como a “una cesta de higos maduros”. El profeta se revela contra todos aquellos que quieren acallar los gritos de los maltratados, perseguidos y no acogidos: “Escuchadlo los que exprimís a los pobres y elimináis a los miserables; pensáis: ¿cuándo pasará la luna nueva para vender trigo, o el sábado para ofrecer grano y hasta el salvado de trigo? Para encoger la medida y aumentar el precio, para comprar por dinero al desvalido y al pobre por un par de sandalias. ¡Jura el Señor por la gloria de Jacob no olvidar jamás lo que han hecho!” (cf. Am 8,4-7). El propio Jesús fue más duro que el profeta Amós, “¡Apartaos de mí, malditos... porque fui extranjero y no me acogistéis!” (cf Mt 25,41-43).
No es fácil que nos podamos hacer cargo de tantos que sufren, de tantos no acogidos desde nuestras vidas acomodas y adormecidas. Cerramos los ojos a tantas personas vulnerables, que solo llaman la atención si son quemadas en un cajero o se mueren de frío en los campos de refugiados. La esclavitud del siglo XXI tiene hoy dos caras visibles y tapadas por muchos: El contrabando de inmigrantes y la trata de personas. No creo que los que deambulan por Europa, huyendo del dolor, hayan elegido esta forma de vivir. La vida de millones de personas está en juego, también la dignidad de los europeos, la lucha por la tolerancia, la libertad, el respeto a la vida y del ser humano, son imperativos de nuestro ser europeo.

domingo, 3 de septiembre de 2017

Más allá de lo religioso

El hombre no sólo es; no se contenta con vivir; quiere ser bien; aspira a una vida buena. Necesita incluir en el hecho de vivir, para que su vivir sea humano, que éste valga la pena, que tenga un sentido… la pregunta por el sentido aparece a lo largo de la historia estrechamente ligada con las religiones y con el Misterio al que todas ellas remiten.
Martín Velasco

Cuando el horizonte está marcado por lo efímero y por la fragmentación, y el marco en que nos movemos es un corto plazo cada vez más restringido a lo inmediato, la búsqueda de sentido se vuelve una tarea ardua, cuando no imposible.
Tony Mifsud

El verano sirve para hacer un paréntesis en la enorme carga de trabajo, buen momento para leer y releer, meditar con el texto en la mano, sobre lo nuevo o lo viejo. Centrado en una obra sobre el porvenir de lo religioso, alguien preguntaba si la religión puede aportar alguna cosa al hombre de nuestro mundo posmoderno y líquido, en una sociedad individualista y profundamente secularizada. No es una novedad que la realidad de lo religioso comenzó con el ser humano, en los primeros momentos de su historia el anhelo por lo transcendente acompañó a los primeros Sapiens. No es un estadio entre lo mítico a lo científico que superar, ha formado parte de su definición como ser arrojado en el mundo y buscador de sentido.
Mientras exista humanidad existirá el fenómeno religioso, realidad que dará sentido a su existencia y colmará el vacío de sus soledades. Lo religioso en un mundo de inseguridades, dará certidumbre y consuelo, sacará al hombre de sí mismo, le ayudará a mirar al otro, fomentará la fraternidad, denunciará los males que nos acosan y rebasando su la justificación con los poderes terrenales que justifican la opresión. La secularización y la sospecha han sido necesarias y son positivas para depurar los elementos religiosos que oprimen y justifican el poder, pudiendo hacer de lo religioso una fuente de liberación, como fue en el principio. La crítica de lo religioso ha sido siempre necesaria y sana, un ejemplo fue el propio Jesús. Esa crítica está muy alejada de ciertas posturas agresivas y de rechazo  la persona creyente, pero menos violentas que las furias del creyente radical vinculado a ciertos dogmas religiosos o a quienes los detentan desde el poder.
La religión no brota de la indigencia y la precariedad, sino de la vivencia con el misterio. No es una proyección humana, es algo más que percibir el eco de la propia voz, es un hecho objetivo en el que alguien se encuentra con Alguien, o al menos, con Algo. El hombre necesita transcender más allá del poder y la sexualidad (V. Frank), más allá de la materia, está necesitado del misterio y de lo espiritual. En esa confrontación con el misterio, el hombre despliega la doble conciencia sintiente y racional (Zubiri). Esa religiosidad, el ser humano la ha ido descubriendo en un logos interno, en una razón que constituye la matriz del pensamiento en desarrollo constante en la historia de las religiones. Este logos, se manifiesta de una forma original en los símbolos religiosos.
El ser humano, necesita el símbolo para construir su historia colmada de sentido. El hombre con ayuda del símbolo, ordena e interpreta esa realidad, la reconstruye. Con el símbolo puede ir más allá de las cosas y de su contacto inmediato, hacia esa realidad que está dentro de nosotros y nos trasciende. El símbolo es un educador en el misterio, es el signo originario de lo sagrado (P. Ricoeur). La conciencia reflexiva, que estaba encerrada en el yo, es enriquecida y “descentrada” por la interpretación (hermenéutica), que descubre que el símbolo no sólo es símbolo del yo, sino hierofanía de lo sagrado.
Más allá de la búsqueda de sentido del ser humano y establecer el lugar en el cosmos, la religiosidad ha sido y es un elemento cultural de primer orden. La religión capacita al hombre para el obrar social, ayuda a mantener la sociedad (Talcott Parsons, Peter L. Berger). Por otra parte, lo religioso salvaguarda el proceso de la formación de la identidad, al  preservar al individuo de desaparecer por completo en la sociedad, le posibilita el poder preservarse a sí mismo frente a la pretensión social de totalidad.
La espiritualidad, aunque sea difusa, es un elemento consustancial al ser humano. En nuestras sociedades posmodernas sigue siendo actual, para muchas personas es una importante fuerza instintiva y sintiente de búsqueda de sentido. En medio de la confusa crisis de lo religioso, hay una búsqueda de lo espiritual incluso de forma más radical, volviendo hacia formas politeístas y precristianas, sin gran orden, pero fuera de lo institucional. Muchos buscadores de espiritualidad ven en las religiones institucionalizadas y oficiales un obstáculo a las fuerzas liberadoras del espíritu.
Desde estas espiritualidades difusas y místicas, el cristianismo debe mirar a la cultura posmodernas y convertir sus nostalgias interesadas de un pasado triunfante, en un servicio a las fuerzas liberadoras y creativas hacia los más necesitados y los últimos de la sociedad. No se transmite la fe desde el saber teológico, sino desde el testimonio.  Hay acontecimientos de la historia del cristianismo que no han trasmitido Evangelio, palabras y gestos de los cristianos que han falsificado el Evangelio. En una cultura recelosa de lo religioso y pero necesitada de espiritualidad y de sentido, el cristianismo puede aportar la vía del amor y la misericordia en un mundo que clama justicia, equidad y respeto a los derechos humanos. Más allá de los templos y las instituciones, el cristianismo debe converger en el mundo, abrazar la realidad de los más necesitados, fomentar la pregunta por el sentido y acoger con una mira teológica renovad la pluralidad de credos y de pensamiento en una actitud de diálogo.



viernes, 25 de agosto de 2017

En “la era del vacío”

En todas partes encontramos la soledad, el vacío, la dificultad de sentir, de ser transportado fuera de sí; de ahí la huida hacia adelante en las “experiencias” que no hace más que traducir esa búsqueda de una «experiencia» emocional fuerte.
G. Lipovetsky

La vida no es más que una sombra que pasa, un pobre cómico que se pavonea y agita en la escena durante una hora y después deja de oírse… un cuento narrado por un idiota, con gran aspaviento que no significa nada
W. Shakespeare, Macbeth

Hace treinta años que se publicó el libro de G. Lipovetsky, La era del vacío (1886), se profetizaba el advenimiento de una segunda revolución individualista, propia de exceso de consumo, un nuevo narcisismo desplegado por la sociedad capitalista. En esta obra, como en otras de la época, con pensadores como Lyotard o Vattimo, no dejaban de subrayar la lógica del individualismo en la cotidianidad de la vida y de la existencia, suponiendo una inflexión en la historia marcada por el advenimiento de la era postmoderna y el fin del modernismo que había liberado el pensamiento desde el siglo XVII y XVIII. No éramos conscientes en los años ochenta de la transcendencia y profundidad de lo que estábamos leyendo, solo algunos atisbos casi difusos y desdibujados de esa realidad que ahora se nos impone desde la perplejidad.
Después de tres décadas, estamos viviendo ese momento anunciado, el advenimiento de una sociedad de hiperconsumo marcada por una estetización del mercado, alianza entre empresas y artistas, convirtiendo el comercio en una obra de arte, como ha puesto de relieve la nueva obra de G. Lipovetsky , La estetización del mundo. Vivir en la época del capitalismo artístico (2015). Esa nueva cara del capitalismo ya clásico, pero siempre en transformación, vive enfrascado en aumentar sus riquezas, producir y difundir en abundancia toda clase de bienes para el mercado, pero generando profundas crisis económicas y sociales, desigualdades y pobreza, así como grandes catástrofes ecológicas.  La “era del vacío” se presenta como trituradora de todo elemento ético, cultural, artístico o humano que pueda oscurecer la rentabilidad del dinero, que es un fin en sí mismo, generando una sociedad nihilista. Las consecuencias de todo ello, no solo se manifiestan en las desigualdades, paro, precariedad laboral, proletarización o pobreza, también en una forma nueva de vivir que se caracteriza por la “pérdida de la amabilidad”, el fin de la armonía, la belleza y la poesía.
Se ha generado una “sociedad de la indignación”, que se ha ido materializando no solo en movimientos callejeros, también se ha ido canalizando de forma política en muchos países capitalistas y de la opulencia. El filósofo coreano Byun-Chul Han, más allá de la sociedad del cansancio o de los tiempos líquidos, ha introducido la idea de la “sociedad del escándalo”. Una sociedad que carece de firmeza y de actitud, elementos esenciales para construir lo social y lo político, incapaz para la acción o la narración; es una sociedad sin gravitación, un mundo que ya que no engendra futuro. Toda esta realidad umbría del capitalismo y de la globalización, está generando su propia “teología legitimadora” de un nuevo orden mundial, donde prima el consumo sobre el ser humano.
Esta nueva realidad cultural y económica en que estamos inmersos, todas las ideologías, filosofías, y creencias tienen igual valor. Se hace “tabula rasa”, el capitalismo y el consumo absorbe toda explicación del mundo, reinventándose continuamente para que nada cambie, arrodillando cualquier pensamiento a la generación de capital y ganancia. En imperativo del capital, ninguna filosofía, ninguna creencia es mejor que otra, todas pueden competir por igual a la vista de los “compradores” de sentido. Ante la “perplejidad” de muchos, hoy el ciudadano cede su crítica y sus razones, su belleza y sus valores, ante una paleta infinita de placeres, diferentes e iguales. A pesar de todo, está generando un malestar difuso, una indignación impotente que lo invade todo, un sentimiento de vacío interior que está imposibilitando al individuo para sentir y pensar.
Z. Bauman subrayaba de forma clarividente, que hoy es más fácil tener sexo que afrontar el encuentro con el otro, en una sociedad donde la soledad y la depresión son la enfermedad más grave a pesar de la comunicación y tecnología. El consumo de la “era del vacío” nos lleva a que el individuo esté profundamente centrado en el tener, perdiendo todo el sentido del ser y  de la felicidad. Este nuevo hombre, se centra más en lo más externo, la apariencia, la fama, el poder, el dinero y acaba perdiéndose a sí mismo, generando esa sensación de “vacío” y de soledad, que le lleva a la desesperación e incluso al suicidio.
Cuanto más se despliega la lógica de la racionalidad productiva y capitalista, mayor es la presencia de las lógicas sensitivas y estéticas. Aunque desprovistas de unidad, se multiplican las creaciones con fines emocionales destinadas a ejecutar unos ingresos del capital cada vez más suculentos. Desde esta realidad se desarrollan toda una serie de movimientos espirituales y sensibilidades religiosas desvinculas de lo institucional, una mixtura de creencias múltiples y variadas, asimiladas por el individuo sin provocar contradicción, una especie de sincretismo politeísta donde da lo mismo “esto” que “aquello”. Una sociedad donde “todo vale”, vertebrada por la nueva espiritualidad: “El capitalismo”. Ya no precisa ninguna religión para legitimar y vertebrar su situación en la sociedad, él es la única y verdadera religión, llegando a ser todo en todas las cosas. Es “el nuevo opio del pueblo”, una adormidera con hermosas cadenas que condena al individuo al culto al progreso y la acumulación, y al rito del consumo, celebrando su liturgia en las nuevas iglesias y catedrales, los grandes centros comerciales.
Es más necesaria que nunca una espiritualidad liberadora, una espiritualidad que no puede ser enseñada, sino descubierta por el propio individuo. En ella se clama por la responsabilidad de que las injusticias no queden en el olvido y se pueda mantener en alto la esperanza. La pérdida de sentido, las visiones optimistas de progreso que olvidan a los que sufren y a las víctimas, se hace necesario desplegar una espiritualidad de “ojos abiertos”, una memoria passionis que sea crítica y que exija justicia para mantener la esperanza frente al vacío y al hambre. No olvidemos que vivimos dos realidades en un mismo mundo: La de una sociedad de la opulencia y el consumo arrojada al vacío y a la soledad; y la de un mundo esclavizado y oprimido, olvidado y explotado, arrojado al hambre y la miseria. Una espiritualidad liberadora que mantiene, que ni el vacío, ni el hambre tienen la última palabra, ya que en el horizonte está la esperanza.  Una espiritualidad que despliega más amor que conocimiento, que no es más que ese “saber no sabiendo” de nuestro querido San Juan de la Cruz.


viernes, 11 de agosto de 2017

Vivir el tiempo

Para que en el vacilante intervalo, para que en lo oscuro haya algo aferrable…
F. Horderlin

Necesitamos desactivar el tiempo acelerado que crea en nosotros “entrañas impacientes”. Todo se realiza al instante…No hay tiempo para permanecer, para durar en la contemplación reposada superando los impactos emocionales que sorprenden y marcan nuestra afectividad en segundos.
González Buelta
Acabamos de terminar el tiempo de Pascua, un tiempo especial  y oportuno para el encuentro con Dios (Kairós), el tiempo del Espíritu, donde el cristiano y la Iglesia quieren “preñarse de Dios”. Pasados los tiempos fuertes de la liturgia, se vuelve al tiempo ordinario, donde “Cronos” (tiempo cotidiano) y “Kairós” coinciden en el despliegue cotidiano de la experiencia religiosa.  En la conciencia del creyente está siempre el buen uso del tiempo, organizando y empleando su vida en tensión el ahora y el futuro, transcendiendo su existencia pero con los pies en la tierra. En tiempos pasados, la campana y el reloj parroquial marcaban la vida y la muerte del creyente, la noche y el día, las estaciones y el año eran organizados en función de los tiempos y fiestas litúrgicas.
Hoy no solo asistimos a una fuerte secularización del tiempo religioso, se ha producido un vaciamiento marcado principalmente por el trabajo y el consumo, producto de nuestras sociedades postmodernas que ven en él un imaginario más, un “metarrelato”. Nuestras sociedades líquidas quieren rebelarse contra el tiempo, subrayando la brevedad de todas las condiciones existenciales, instalándose en la realidad presente. Incluso estamos viviendo en la pura instantaneidad, nos estamos quedando sin tiempo, no hay tiempo difuminándose los límites de su realidad (Cruz). El nuevo paradigma de la transparencia propugnada por las sociedades líquidas está despojando al tiempo de su aroma, anulando la otredad y convirtiendo al otro en un idéntico. El lenguaje de la transparencia es maquinal y funcional, y los números a diferencia de los relatos, no desprenden ningún aroma y disuelven el tiempo en la nada (Chul Han).
El individuo, en principio puede decidir libremente lo que quiere hacer con su tiempo. Pero esta libertad no parece que se imponga, las obligaciones de trabajo, las obligaciones privadas o de ocio, hacen que el individuo se sienta atrapado del tiempo, sin salida y  casi sin indefensa. Vive en el estrés del tiempo (Plattner), una realidad que va más allá de lo personal y que tiene una clara realidad social. La disciplina del tiempo es un imperativo en las sociedades tecnificadas, todo debe estar planificado y milimetrado, incluso hasta las vacaciones. Esto ha provocado una disincronía, no hay nada que rija el tiempo, la vida no se enmarca en una estructura ordenada, ni por unas coordenadas que generen una duración, lo que se impone es la fugacidad y lo efímero.
Cada momento histórico requiere su Kairós (su tiempo oportuno), lo importante es saber captarlo. Parece necesario un cambio de actitud frente al propio tiempo, empezar a concienciarnos de cómo lo podemos afrontar y cuáles son nuestras consecuencias frente a la actitud de la realidad temporal. Pero también, dejarse habitar por esa realidad que nos trasforma,  por esa sinfonía callada, que fluye como manantial sereno desde el silencio. El verdadero silencio nos sitúa más allá de las palabras y recupera el sentido del tiempo como pasado y futuro. En el silencio es donde toma forma toda palabra, es el tiempo donde el individuo se define, se interroga sin decir nada, nos sitúa y nos descubre el lugar donde nos encontramos, sin análisis ni cálculos mentales. En el hondón del silencio el individuo se abre al tiempo y a la transcendencia. Parece urgente recuperar el sentido del tiempo y el sentido del silencio en nuestra cultura posmoderna.
Desde el silencio, se debe apostar por una concepción del tiempo en la que predomina una visión futura, sin dejar de mirar al pasado y al presente. Es una mirada de “ojos abiertos”, quiere percibir toda la realidad porque sabe que la última dimensión de todo lo real está habitada por la Transcendencia. No se cansa de contemplar la vida, en ella encuentra el rostro de Dios y, con creatividad quiere sumergirse en realidades desgarradoras, iluminarlas y transformarlas. La promesa de un futuro diferente, tiene que comenzar en las transformaciones del presente, los tiempos nuevos comienzan en la lucha por la justicia y la denuncia de realidades contra la libertad y la exclusión que destruyen a los más desfavorecidos. Contemplar en el silencio es, por tanto, intuir, entrar en el "presente absoluto", que es el tiempo verbal de la eternidad.
Recuperar el sentido del tiempo, es indignarse y desenmascarar las estructuras que cobijan las ideologías que lo disfrazan y mantienen relaciones injustas y poco solidarias. Estos “ojos abiertos” quieren empujar el tiempo y la historia hacia el cambio, acelerar la historia hacia el futuro que se atisba, subrayando como necesario la libertad, la justicia y la solidaridad. Se quiere vivir este tiempo entre el descontento de la crítica, impulsando la necesaria transformación (Mardones). Quiere ser un tiempo vinculado al amor del Dios – hombre, que se manifiesta con los más pobres, para muchos locura y escándalo, ya que desborda los itinerarios cotidianos de nuestra sensatez.





viernes, 4 de agosto de 2017

La Posada del Silencio nº 30, curso VIII (fin de curso)

HOY EL RETO DEL AMOR ES QUE DEJES TODO AQUELLO A LO QUE NO LLEGAS Y TRASFORMES LA ACCIÓN EN ORACIÓN

Hola, buenos días, hoy Joane nos lleva al Señor. Que pases un feliz día.

LLUEVE SOBRE MOJADO

Teníamos las horas justas y mucho trabajo. Pero había que regar.
Para no perder tiempo, sin ponerme la bata de huerta ni cambiarme de zapatillas, me dispuse a hacerlo. Encendí el grifo que alimenta la manguera y fui hacia los surcos donde están las plantas. Los tomates, sin problema; los puerros... Oh, oh, ¡se me estaban encharcando los pies!
Y es que la manguera tenía un par de agujeros que apuntaron con gran puntería. No le di mucha importancia, pues aquello se solucionaba con otros calcetines y otras zapatillas, pero, claro, el agua genera barro, y, cada vez que volvía sobre mis pasos, la bata se iba manchando con el barro que dejaba la manguera. No te puedes imaginar cómo terminé de barro y agua.
¿Y sabes qué fue lo mejor? Que al cabo de dos horas cayó un generoso chaparrón empapando toda la huerta sin dejarse nada. Y así me pasó hasta tres veces en la misma semana.
Cuántas veces nos pasa que cogemos nuestra pequeña regadera pensando que podemos llegar a todo: a regar a nuestros amigos, a nuestra familia... Vemos el WhatsApp y hay una lista interminable de mensajes que contestar, nosotros no sabemos ni hacia dónde enchufar la manguera, y nos quejamos: "¡No me puedo partir!".
Terminamos mojados, embarrados, pues la manguera tiene un agujero en el que no hemos caído o el barro que arrastra nos mancha, no podemos con ello... acabamos agotados y frustrados, pues no llegamos a todo. ¿Y lo peor de todo? ¡Que a las dos horas llueve! Siempre hay alguien que llega por ti, alguien que tiende una mano, que da una palabra.
Pensamos que los frutos dependen de nuestros esfuerzos; creemos que nuestra seguridad está en la manguera, pero no, ¡ningún agricultor suspira por nuestra pobre manguera! Pero sí que desean la lluvia que todo lo cubre y a todo alcanza. Sin embargo, qué difícil es confiar en que en algún momento caerá...
Cristo es esa lluvia capaz de dar vida donde sientes que no hay, donde sientes que no llegas. Cuántas veces intentas llegar a tu hijo, a compañero o familiar, tratas de regarle con palabras y sientes que, al final, terminas tú embarrado y mojado, sin resultado.
Mira al cielo, pide lluvia sobre todo lo que te preocupa y te rodea, deja que Cristo tome la iniciativa. Hoy no es importante la fuerza de voluntad, el esfuerzo que pongas en regar, sino que dejes que llueva sobre todo. Lo fundamental es que Cristo pueda actuar en los que te rodean, que el Espíritu Santo te insinúe las palabras y los pasos a dar con cada uno desde el Amor, y después, sí... ¡a coger la manguera y a regar!
Hoy el reto del amor es que dejes todo aquello a lo que no llegas y transformes la acción en oración. Ora cinco minutos por la persona o circunstancia que más te preocupa, por lo que crees que tienes que regar. No estás solo. Deja que Cristo mande la lluvia y después... llegará tiempo de regadera.
VIVE DE CRISTO
¡Feliz día!
©Producciones es El- Vive de Cristo (Dominicas Lerma)

El dominico fray Ricardo de Luis, nuevo presidente del Gremio de Editores de Castilla y León

30 de Mayo de 2017
https://www.dominicos.org/media/photologue/photos/cache/gecyl-ricardo-de-luis-portada-pagina_cabecera.jpg
  El Gremio de Editores de Castilla y León (GECYL) ha renovado su Junta Directiva en la Asamblea General Extraordinaria celebrada en la localidad vallisoletana de Urueña. En el transcurso de este encuentro fue nombrado como nuevo presidente del Gremio Ricardo de Luis, de la editorial San Esteban, que sucede en el cargo a Daniel Tejada, de Lex Nova. El resto de integrantes de la nueva Junta Directiva serán César Sanz (Difácil), Pedro José Crespo (Comunicación Social), Daniel Tejada (Lex Nova), Carlos Fresnos (AF Editores) y Wifredo Román (Aruz Ediciones).
  El nuevo presidente del GECYL es miembro de la Junta Directiva desde hace varios años y, al mismo tiempo, desarrolla la labor de subdirector en la editorial salmantina San Esteban. Al frente de este sello ha estado presente en algunas de las ferias más importantes del panorama nacional e internacional, como la FIL, Frankfurt o Liber, además de haber acudido a numerosas misiones comerciales en distintos países de América.
  GECYL forma parte de la Federación de Gremios de Editores de España, que el lunes 29 de mayo fue recibida en audiencia por el rey de España.
  Fray Ricardo de Luis Carballada es fraile dominico, licenciado en Teología y en Filosofía. En la actualidad es Pprior del Convento de San Esteban (Salamanca) y profesor de las materias Misterio de Dios y Escatología en la Facutad de Teología de San Esteban. Igualmente es profesor invitado en otros centros de carácter internacional, así como colaborador habitual en la formación de numerosas congregaciones religiosas.

Federación de Gremios de Editores de España

  La Federación de Gremios de Editores de España es una asociación profesional que tiene como objeto fundamental la representación y defensa de los intereses generales del sector editorial español.
  Entre las actividades de la Federación se encuentran la participación de editores españoles en ferias internacionales del libro, la edición y difusión de material promocional de las editoriales y los libros, así como, con carácter general la promoción de una zona de libre comercio para el libro editado en español, la defensa y promoción del español y la regulación del comercio y la producción de libros.
  La Federación agrupa en la actualidad a las siguientes asociaciones de editoriales: Asociación de Editores de Andalucía, Gremio de Editores de Castilla y León, Gremi d'Editors de Catalunya, Gremio de Editores de Euskadi, Asociación Galega de Editores, Asociación de Editores de Madrid, Asociació d'Editors del País Valencià, Associació d'Editors en Llengua Catalana y Asociación Nacional de Editores de Libros de Texto y Material de Enseñanza.
 GECYL ricardo de luis

Fotografía de grupo de Su Majestad el Rey con representantes de la Federación de Gremios de Editores de España
© Casa de S.M. el Rey

Los curas de Babilafuente

el: 24/5/2017 11:07:14 
Open in new window
Con esta carta, Miguel Ángel Palomo, quiere agradecer a los dominicos de Las Villas su labor durante tantos años en esta zona.

Nací en 1980 y al año siguiente y hasta el día de hoy vinieron unos dominicos un poco diferentes y un poco más liberales que lo que conocemos como el típico cura conservador y que pide dinero para que las misas tengan efecto.
Open in new window
Es por eso que he visto siempre a los curas, frailes o sacerdotes como paisanos, como amigos, como gente que fomenta la cultura, como amigos con quien hablar cualquier tema, como personas al fin y al cabo, que ayudan a las personas.
Actualmente aunque han pasado muchos quedan Luis, Pedro y Quintín, llevando ellos (con alguna ayuda alguna vez) Babilafuente, Villoria, Moriñigo y Villoruela, aparte cada uno tiene sus trabajos.
A veces (más de pequeño) no entendía alguna cosa de ellos, si los comparaba con otros curas, pero ahora que soy mayor, y ya a mis 37 años les estoy más que agradecido y sobre todo les he entendido.
Cuento todo esto porque yo ahora que vivo en la isla de Gran Canaria, donde el cura pasa el cepillo y dice textualmente que quien no colabora económicamente no aporta, pienso la suerte que hemos tenido de tener a unas personas que ven la religión más que solo rezar o solo dar dinero.
Open in new window
Que no digo que no den misas, pero de siempre nos han enseñado (también han sido profesores) a ser buenas personas, a intentar ayudar al prójimo, a ser más justos.
Yo que aunque no soy muy practicante si soy creyente les compararía con Santa Teresa de Jesús, mujer que quiso revolucionar la Iglesia, mujer a la cual persiguió la Insumisión pero llegó a ser Doctora de la Iglesia. Mujer que quiso más reflexión y menos riquezas.
Es por eso que me apetece darles las gracias en vida y ahora, en el presente porque creo que han aportado mucho a la comunidad de las Villas.
Gracias por enseñar que el camino de la luz no solo es rezar, sino ayudar, y sobre todo ser buenas personas.
Por supuesto mención a la ONG Vera Paz o al Centro Rural para Adultos de Las Villas

Seguro que mi madre Pili, tiene mil fotos de ellos, pero más que la foto quiero darles simplemente GRACIAS

Miguel Angel Palomo Corredera http://copepeñaranda.es/wp-content/uploads/accion-verapaz-1.jpg

Hartas y hartos de esperar

image24

Acción Verapaz se suma a la campaña #SickOfWaiting (hart@s de esperar) de POR UN MUNDO MÁS JUSTO. El próximo 30 de septiembre finaliza el plazo del programa de reubicación, que debe garantizar asilo a 98.255 personas refugiad@s que han huido de la guerra y que actualmente se encuentran en Grecia e Italia, pero los gobiernos europeos sólo han cumplido un 13% de sus compromisos.
Refugiad@s y ciudadan@s europe@s y de todo el mundo están expresando en esta Plataforma por qué están hart@s de esperar.
Os recordamos así mismo que en el próximo encuentro de formación de Acción Verapaz, cuyo tema es Personas en movimiento de la hostilidad a la hospitalidad, debatiremos y analizaremos un tema tan candente como la libre circulación de las personas y la obligación moral y legal al acogimiento y al refugio.




Última sesión del Curso de Voluntariado

 
n3
El fin de semana pasado se celebró la última sesión del Curso de Voluntariado de Acción Verapaz de este año. Junto con #Selvas Amazonicas 30 personas, antiguos y futuros voluntarios, se dieron cita en Collado Mediano en Madrid para esta última sesión que se centró en temas de seguridad en el viaje e intercambio de experiencias. Tres voluntarios de Acción Verapaz se incorporarán este verano a tres proyectos internacionales, dos en Colombia y uno en Haití.
¡¡¡Desde aquí les deseamos toda la suerte del mundo!!!

La Parroquia de Santo Tomás se mueve por Haití

 
n2
En la parroquia Santo Tomás de Villanueva los días 20 y 21 de mayo, se desarrollaron dos actividades, dentro de la campaña que promueve el Grupo Verapaz de la parroquia, destinadas a recaudar fondos para el proyecto que la Delegación de Madrid escogió, para trabajar en él a lo largo del curso 2016-2017. Se trataba la Rehabilitación de un gallinero de un centro escolar en Café Lompré (Haití), con la finalidad de mejorar la alimentación de los niños del centro escolar y obtener fondos para el pago de los profesores y de la escolaridad de los alumnos sin recursos.
El sábado 20 se celebró el VII Encuentro Coral. Intervinieron dos Coros: Vallekanta, cuya presencia se ha repetido a lo largo de este año y Trovada, que era la tercera vez que intervenía en el encuentro, ambos dirigidos por José Manuel Lopez Blanco. Ambos Coros, ya veteranos, mostraron su oficio, que nos hizo disfrutar a los asistentes y a la vez vivir la solidaridad, pues ambos Coros actuaban gratuitamente. La entrada era de 2 euros, recaudándose la cantidad de 363 €.
El día 21, domingo, se puso un mercadillo en el patio de la parroquia, con objetos variados, elaborados por miembros de la parroquia o donados, que se ofrecían a módicos precios a la salida de las Eucaristías. La finalidad era la misma y, como el tiempo acompañó, el ambiente creado en torno a la solidaridad fue excelente. Se recaudaron 355 euros.
El saldo final conseguido fue de 718 euros, que significan un paso más hasta conseguir los 14.800 € solicitados para el proyecto. Gracias en nombre de los beneficiarios (los niños del centro), a los dos Coros y a toda la gente que contribuyó al éxito de ambas actividades, participando en la preparación y en su desarrollo.
image40

Cine Africano. Huellas en la arena

 
10ª Muestra de Cine Africano de Valladolid: 5 proyecciones cuyas protagonistas son mujeres
Lunes, 5 de junio - Documental "Huellas en la arena" de la somalí Hayat Traspas, codirectora con Jon Cuesta y protagonista del film, que estarán presentes en la inauguración.
Martes, 6 de junio - “Ayanda”, de Sara Blecher, en la historia del paso a la madurez de una veinteañera afro-hipster en Yeoville, un suburbio de Johannesburgo.
Miércoles, 7 de junio - “B for Boy”, de Chka anadu, ambientada en Nigeria a través de la historia de una madre desesperada que busca ayuda para su hijo enfermo cuenta la discriminación que sufren las mujeres en nombre de la cultura y la religión.
Jueves, 8 de junio - "La alegría de Elza", una historia situada en la isla caribeña de Guadalupe. Contaremos con la presencia de Beatriz Leal Riesgo, crítica, investigadora y especialista en cine africano.
Viernes, 9 de junio - “While you weren´t looking”, de Catherine Stewart, que analiza temas como el género, los derechos de las mujeres, la clase y la raza a través de los ojos de la comunidad queer en Ciudad del Cabo.
 image14

Jornada de formación: microcréditos ONGD

 
Jornada de formación: El desafío de los microcréditos en las ONGD
Jueves, 8 de junio
Hora: 10:00 - 13:00 h
Lugar: ESIC, Campus de Madrid, C/ Arturo Soria, 161
image3

El viernes 12 de mayo se reunió el Consejo Nacional de Familia Dominicana en Madrid

25 de Mayo de 2017
 familia dominicana reunion   El encuentro comenzó con una oración que planteaba la necesidad de coherencia entre la Palabra y la vida (Santiago 1, 19-25).
  Según el orden del día se procedió a la aprobación del acta del consejo celebrado en noviembre de 2016. El paso siguiente fue la información sobre el XLV Encuentro de Familia Dominicana (14-16 de julio), que este año centra su reflexión en la toma de conciencia de dónde se está –“Principio de realidad”-  porque es  allí donde se da la llamada y a donde se es llamado, en la vorágine y en el valor de la diferencia, para una Misión compartida. Tres temas a desarrollar y reflexionar: “¿Sigue Dios llamándonos? que expondrá Carmen Sendino Páramo (DEIC).“El valor de la diferencia que disertará Francisco Javier Saavedra Macías.“Desafíos de la misión compartida”, que presentará Oscar Jesús Fernández Navarro, O.P.
  Maribel y Lara, del equipo del Observatorio de Derechos Humanos Samba Martine informaron sobre los últimos acontecimientos del proyecto: su inauguración y, sobre todo, las actividades que se vienen realizando en el campo de la formación, atención, voluntariado (para el deporte, C.I.E.S. e informática), en relación y colaboración con otras entidades y ONG. -que se valora como muy importante y positivas-,  en los temas de la trata de personas, emigración y violencia de género.  Se expuso el proyecto de convocatoria de observadores, un encuentro para septiembre
  Las hermanas dominicas informaron sobre la reunión de SEDESP. Se sigue reflexionando y madurando puntos comunes para una misión común. Las hermanas más jóvenes tendrán un 5º encuentro en Oslo.
  La Pastoral Juvenil y Vocacional (PJV) notificó sus asambleas, encuentros y actividades. Destaca el trabajo de reflexión y preparación del encuentro para mayores de 18 años, que será en la sierra de Madrid los días 20 , 21 y 22 de octubre. También el encuentro para menores de 18 años, que se piensa celebrar en abril de 2018.
  La Fraternidad Laical Santo Domingo de Hispania tiene programado un primer encuentro de formación (15 de septiembre, 2017) en Segovia. También informó sobre el Documento del Congreso sobre la Misión que se celebró en Roma en enero de 2017. El Consejo de Familia Dominicana valora el esfuerzo de unificación de lo que eran tres provincias, todo proceso requiere su tiempo.
  Todas las ramas y áreas que forman e integran la Familia Dominicana presentaron sus proyectos en noviembre y se constata que se cumplen los objetivos entonces planteados y se va haciendo camino.
          
  
Fr. José Luis Ruiz Aznárez, O.P.
Secretario de Familia Dominicana

El cardenal Carlos Amigo presidió la celebración de la Traslación de Santo Domingo de Atocha

27 de Mayo de 2017
 traslacion sto domingo atocha 17 portada   El miércoles 24 de mayo, tuvo lugar en todos los lugares del mundo donde la Orden de Predicadores está presente, la celebración de la festividad de la Traslación de Santo Domingo. Esta memoria recuerda el traslado del cuerpo de Domingo de Guzmán, por orden del Papa Gregorio IX a su nuevo sepulcro en la actual Basílica de Santo Domingo en Bolonia.
  La eucaristía de la Basílica Nuestra Señora de Atocha de Madrid estuvo presidida por Carlos Amigo Vallejo, O.F.M., cardenal franciscano y arzobispo emérito de Sevilla.
  La celebración comenzó con una procesión por el claustro de la basílica, en la que la imagen de Santo Domingo fue portada por miembros de la Cofradía del Rosario y de la Fraternidad Laical de Santo Domingo de Hispania, mientras se entonó el himno de la Familia Dominicana.
  Durante la homilía el cardenal señaló que en aquella traslación “había un olor especial, el olor no es simplemente una percepción sensitiva. Aquí hay una huella, aquí se me está hablando, aquí se me está descubriendo. La huella que está dejando Domingo de Guzmán es la de aprender a  vivir el misterio de la encarnación del hijo de Dios”. Invitó también a recordar, como en cualquier celebración, ya que  “recordar es pasar por el corazón, y si recordamos la fiesta del traslado de Sto. Domingo es recuerdo, es sentido profundo de Dios, es hablar con Dios y hablar de Dios, hablar con aquél que es lo más íntimo de mí y lo más grande de mi existencia”.
El miércoles 24 de mayo, tuvo lugar en todos los

Carlos Amigo Vallejo, O.F.M.
  Para terminar la celebración, don Carlos, quiso animar a dominicos y dominicas a seguir con la tarea encomendada por su fundador: “recordad ese olor de Cristo, que siempre se reflejaba en la obra, en la vocación, en la predicación de nuestro padre Santo Domingo”.
  La celebración, que tuvo presencia de numerosos miembros de la Familia Dominicana, concluyó con un canto a la Virgen de Atocha y con el himno del Jubileo 800 años de la Orden de Predicadores.

Jornada de la vida contemplativa de la archidiócesis de Valencia con el Sr. Arzobispo

29 de Mayo de 2017
 jornada vida contemplativa vlc 17
  (AVAN, Comunicación Dominicos) Las prioras y abadesas de los monasterios de vida contemplativa de la archidiócesis de Valencia mantuvieron el pasado viernes un encuentro con el cardenal arzobispo de Valencia, Antonio Cañizares.
  La jornada contó con la participación de ocho monjas dominicas y dos frailes dominicos de la provincia de Hispania. En la reunión participaron 50 monjas de los distintos monasterios de la diócesis, entre ellas ocho dominicas de los monasterios de Torrent, Paterna y Xátiva.
  Hay que destacar la ponencia que fray Vito Tomás Gómez García O.P. impartió a las monjas: "La alabanza del Señor y la salvación del mundo, en la meta de unas vidas que han optado por asegurar sus objetivos con el signo de la clausura". Esta fue la forma con la que el Fray Vito quiso responder al tema que le había pedido el Vicario Episcopal para la Vida Consagrada, y organizador del evento, fray Martín Gelabert O.P.. Fray Martín le había pedido que hablase de clausura y autonomía en la vida contemplativa.
  En esta reunión, el Vicario Episcopal adelantó a las monjas una copia de la carta que el Arzobispo enviará a la diócesis con motivo de la jornada "pro orantibus" del once de junio. La liturgia de la Misa, que presidió el Sr. Arzobispo, había sido cuidadosamente preparada por nuestras monjas del Monasterio de la Inmaculada de Torrent, que se ocuparon también de animar los cantos y de leer la primera de las lecturas de la Misa, así como las preces de la oración de los fieles.

(Fotografías: J. Peiró)
jornada vida contemplativa valencia 17

El sábado 27 de mayo se celebró la quinta edición de la Predicaminata

30 de Mayo de 2017
https://farm5.staticflickr.com/4220/34853508521_7b86c4007b_h.jpg
  El sábado 27 de mayo se celebró la quinta edición de la peregrinación dominicana entre Cercedilla y Segovia que culmina con la celebración al día siguiente de la visita a la Cueva de Santo Domingo de Segovia. El evento está organizado por laicos dominicos.
El mismo camino recorrido por Santo Domingo en 1218
  Un año más un grupo de peregrinos realizó, el último sábado del mes de mayo, la Predicaminata, una peregrinación a pie entre las localidades de Cercedilla (Madrid) y Segovia en recuerdo del mismo camino recorrido por Santo Domingo en 1218. El buen tiempo acompañó la jornada, la cual comenzaba a hacia las 9 de la mañana en la estación de tren de la localidad de inicio, e hizo algo más calurosa de lo habitual la llegada a la capital segoviana. Los peregrinos disfrutaron de una intensa experiencia de convivencia y oración a lo largo de las casi diez horas de camino. Los momentos de oración se repartieron al comienzo y a lo largo del recorrido en lugares de especial simbolismo relacionados con la espiritualidad de Santo Domingo. Inspirados en su ejemplo, portaron un ejemplar de los Evangelios y la tradicional cuchara de madera con la que obsequian a las monjas dominicas de Santo Domingo El Real en señal de agradecimiento por su acogida.
noticia predicaminata
  Al día siguiente, el domingo 28, se celebró la eucaristía en la Cueva de Santo Domingo junto con otros peregrinos de la Familia Dominicana llegados en el día. Después de la cuidada liturgia, preparada por los laicos dominicos de la Fraternidad de Segovia, hubo comida de fraternidad. El día finalizó con el rezo de las vísperas con las hermanas contemplativas. Monjas y laicos de Segovia celebrarán dentro de poco el octavo centenario de la llegada de Santo Domingo a la ciudad. Seguro que también los peregrinos de la próxima Predicaminata vivirán de manera aún más especial la futura edición de 2018.

Cádiz concede la Medalla de Oro de la ciudad a la Virgen del Rosario

http://ocadizdigital.es/sites/default/files/semana-santa/fichas/imagenes/NUESTRA%20SE%C3%91ORA%20DEL%20ROSARIO%2C%20PATRONA%20DE%20CADIZ_9.jpg
26 de Mayo de 2017
  La Comisión de Honores y Distinciones del Ayuntamiento de Cádiz ha aprobado conceder la Medalla de Oro a Nuestra Señora del Rosario, patrona de la ciudad.

  De esta manera, la propuesta, que había sido solicitada por los dominicos con motivo de los 150 años del Patronazgo de la Virgen, y que estaba avalada por la recogida de 6.000 firmas, ha salido adelante con el voto favorable de todos los partidos políticos con representación, a excepción de Ganar Cádiz que se abstuvo.

  El Pleno municipal ratificó este acuerdo ayer viernes, que suma una nueva distinción a la Virgen del Rosario, ya que, además de los 150 años como Patrona, se cumple el 70 aniversario de su coronación canónica, el 60 aniversario de su proclamación como Patrona del Consejo de Hermandades y los 50 años de su nombramiento como Alcaldesa Perpetua de Cádiz.
Fuente: Obispado de Cádiz y Ceuta

Ordenado el primer fraile del nuevo vicariato «Pedro de Córdoba», Fr. Raisel Matanzas

https://lh3.googleusercontent.com/-ZHiy4RodTBs/WS_Dw5J2BGI/AAAAAAAACxU/zjMJ2Gz8NB4fBPwWG-K8ZHsnRCHYBebTQCJoC/w530-h710-p/IMG-20170523-WA0005.jpg
1 de Junio de 2017
  «Les anunciamos lo que hemos visto y oído» (1 Jn 1,3), bajo este lema se celebró el pasado sábado 20 de Mayo, en el convento de San Juan de Letrán en La Habana, la ordenación sacerdotal de Fr. Raisel Matanzas Pomares, O.P por imposición de manos de Mons. Emilio Aranguren Echeverría, obispo de la diócesis de Holguín en la isla.
  Es el primer fraile ordenando del nuevo vicariato Pedro Córdoba constituido recientemente. Justo en esa semana, estaban reunidos en la capital, los frailes del vicariato, en un encuentro-retiro animado por el provincial de Hispania Fr. Jesús Díaz Sariego y con la presencia del regente de estudios Fr. Moisés Pérez Marcos, permitiendo la participación de un gran número de hermanos en la celebración, junto a los miembros de las distintas comunidades parroquiales, el clero archidiocesano y la familia dominicana.
  Fr. Raisel, nació en Trinidad (provincia de Santi Spíritu-Cuba) el 20 de Julio de 1982, es licenciado en Psicología y, tras realizar sus estudios, ingresó en la Orden en septiembre de 2008; tomó el hábito el 2 de noviembre de 2009 y realizó su primera profesión el 11 de septiembre de 2010 en la República Dominicana, donde continuó sus estudios de Filosofía y Teología. Desde agosto de 2016 radica en el convento de San Juan Letrán haciendo un año de pastoral. Es profesor en el Centro de Estudios Fr. Bartolomé de las Casas, promotor vocacional y colabora con la sindicatura del convento.
Nuestra Orden está fundada sobre la base de un sueño
  “Nuestra Orden está fundada sobre la base de un sueño y en la historia de nuestra vida es Dios quien va por delante iluminando nuestro camino, abriendo nuevos horizontes, haciendo todo nuevo…” expresaba al final de la celebración. El nuevo presbítero bendijo al Señor por el llamado a la vida religiosa y su ministerio sacerdotal, y dio gracias por su familia, por las comunidades formativas y parroquiales donde estuvo durante la formación y de pastoral, y de manera especial a su parroquia de la Santísima Trinidad. Agradeció también a todas las personas que le han acompañado en su camino.
  La Ordenación del nuevo sacerdote se celebró intensamente en el marco de la unificación del nuevo vicariato. Junto al arzobispo, sus familiares, los frailes y la familia dominicana en Cuba la ceremonia concluyó con un almuerzo fraterno.
Novedades editoriales

Capítulos Provinciales de la Provincia Dominicana de España. Desde 1241 hasta 1595. Tomo II (1522-1595) (Índices Tomos I y II)
Ramón HERNÁNDEZ
Ofrecemos en este volumen las actas y piezas de actas conservadas de los capítulos provinciales de la provincia dominicana de España desde 1522 hasta 1595. En gran parte inéditas, las tomamos de las piezas archivísticas originales o muy cercanas al original con el aparato crítico corresponidente. Estos documentos nos hablan con la garantía de la verdad sin restricciones sobre la seriedad de la formación teológica, la aplicación sin reservas a su misión de Predicadores y la expansión rápida por Europa, Asia y África primero, y luego por el Nuevo Mundo recién descubierto.
Precio: 50,00 €
Páginas: 680


La devoción del Rosario y sus cofradías en España durante la Modernidad (ss. XV-XVIII)
Carlos José ROMERO MENSAQUE
Esta obra recoge un estudio sobre la devoción del Rosario y sus cofradías en España en el periodo de la Edad Moderna (siglos XV al XVIII). Se analizan tres grandes etapas: la fundacional o kerigmática (1470-1571), la de la universalización (1571-1690) y la de la popularización (1690-1800). El Rosario es un referente fundamental en la religiosidad española del Barroco. Y es más que una devoción. Constituye una predicación vital en torno a los misterios de Vida de Cristo y de la Virgen María. El Rosario, difundido por la Orden de Predicadores, ha dado lugar a una destacada forma de asociacionismo, que son las Cofradías del Rosario instauradas en los conventos de los dominicos y en otros muchos templos e iglesias.
Precio: 32,00 €
Páginas: 202 + 37 ilustraciones


El Islamismo. Forma moderna del radicalismo islámico.
Emilio PLATTI
Un buen especialista en el Islam analiza en sus últimas raíces el fenómeno del islamismo. Es presentado como una ideología exclusivista y excluyente, que frente a la pluralidad que existe en la religión musulmana, persigue el establecimiento de una comunidad homogénea. A juicio del autor el islam político presenta una interpretación de la religión musulmana centrada en lo ético, lo jurídico y lo político. Y relega a un segundo plano la relación propiamente religiosa o de fe. El autor rastrea el fenómeno del islam político desde sus comienzos con el surgimiento del wahabismo a finales del siglo XVIII y las diferentes corrientes y tendencias del islam político actual. Un libro que ayuda a entender el fenómeno preocupante y desconcertante de la violencia islamista. Y que propone para la reflexión algunas pistas para avanzar en una convivencia pacífica entre culturas y religiones diversas.
Precio: 11,00 €
Páginas: 119


Ver más novedades

Fray Juan Manuel Hernández es el nuevo Provincial de Santiago de México

Fray Juan Manuel Hernández Hernández.
Después de celebrar la Misa del Espíritu Santo, los frailes capitulares eligieron para Prior Provincial de la Provincia de Santiago de México a Fray Juan Manuel Hernández Hernández.
Fray Bruno Cadoré, el Maestro de la Orden ha confirmado la elección y fray Juan Manuel ha aceptado. Fray Juan Manuel sucede a fray Jorge Rafael Diaz Nunez quien acaba de terminar su mandato.
Nació en Purísima de Bustos, Guanajuato en 1970
Profesó para la Orden el 17 de agosto de 1998
Fue ordenado sacerdote el 31 de enero de 2007
Fray Juan Manuel es Lic. en Derecho Civil y licenciado pontificio en Derecho Canónico. Fue miembro del Consejo de Provincia. Asesor canónico del prior Provincial. Promotor Provincial de vocaciones y de Pastoral juvenil. Profesor en el estudio provincial. Actualmente estaba fungiendo el cargo de prior del conventos de san Luis Beltrán (noviciado)
(2 de junio de 2017)


V PREDICARTE, Encuentro de artistas de la familia dominicana de América Latina y el Caribe

en Asunción del Paraguay, del 20 al 24 de septiembre de 2017.
V PREDICARTE
Queridas Hermanas y Hermanos de la Familia Dominicana:
Llegamos a ustedes para convocarlos al V PREDICARTE, Encuentro de artistas de la familia dominicana de América Latina y el Caribe, que se realizará en Asunción del Paraguay, del 20 al 24 de septiembre de 2017.
Desde los orígenes de nuestra Orden el arte ha sido considerado un modo de Predicación, en el cual el Misterio de Dios se manifiesta y también se comparte y se anuncia. Es así que deseamos continuar con los ecos de la celebración de nuestro Jubileo dominicano a partir de este espacio que viene siendo significativo en nuestro continente.
Hemos elegido como lema que motivará nuestro encuentro:
“Por lo que ella hizo” Mc 14, 9.
Memoria agradecida, anuncio y compromiso con las mujeres.
 
Desde este lema deseamos reflexionar, compartir nuestro arte y producir arte juntos uniéndonos al valor de las mujeres en la historia del Paraguay y a la prioridad de CODALC: “Desde nuestra identidad de mujeres predicadoras hacemos opción preferencial por la mujer y la niña en situación de vulnerabilidad”.
 
En nuestros encuentros buscamos la armonía de nuestro carisma desde la belleza, por ello dedicamos tiempos para la oración y celebración, para el estudio desde la perspectiva planteada, para compartir nuestra experiencia artística y también para realizar talleres en los cuales podemos desarrollar nuevas técnicas o disfrutar juntos en la expresión artística. Ya comienza a ser una práctica consolidada el mural comunitario que dejamos como testimonio de nuestro paso en el lugar que nos acoge, como así mismo, una jornada para compartir con la familia dominicana en una zona periférica donde la misma está comprometida desde su predicación. En esta ocasión compartiremos en el Bañado Tacumbú, en la Parroquia San Felipe y Santiago, donde nuestro hermano Fr. Pedro Velázquez op,  tiene una larga trayectoria de compromiso pastoral y social.
 
Invitamos a todos los miembros de la familia dominicana, hermanas, monjas, frailes, laicos y laicas que vienen desarrollando su creatividad y la ponen al servicio de la predicación a través de cualquiera de las disciplinas artísticas: música, literatura, poesía, artes plásticas, teatro, danza, medios audiovisuales, fotografía, cine, artesanías, expresión corporal, etc. Estamos abiertas y abiertos a todas las dimensiones de la belleza en sus múltiples manifestaciones y a quienes deseen sumarse para reflexionar sobre nuestro carisma desde el arte.
 
El encuentro se llevará a cabo
“Casa de Retiro Emaús” del Arzobispado de Asunción.
Ruta General Aquino (Carlota Palmerola)
Luque - Paraguay
 
La casa se encuentra a cinco minutos del aeropuerto internacional lo que facilitará el acceso a quienes viajen de otros países, y a media hora de Asunción del Paraguay.
 
El costo del encuentro se estima entre u$s 200 y 250, que incluirá inscripción, hospedaje, alimentación, materiales y paseo comunitario. Más cerca de la fecha del mismo podremos informarles el costo definitivo. Realizaremos bonificaciones a quienes vengan de países más distantes.
 
La exposición de nuestras obras se realizará en el local donde se desarrollará el Encuentro. Será responsabilidad de cada participante el traslado de las obras y su modo de exibición. También contaremos con un show artístico para las disciplinas que necesitan ser actuadas.
 
Les recomendamos prestar atención en la ficha de inscripción a los datos que solicitamos. La inscripción se cerrará el 1 de julio de 2017, para poder organizar debidamente lo necesario para los talleres. Rogamos enviar la ficha de inscripción al correo del equipo organizador: artistas@codalc.org colocando en asunto: su apellido e inscripción y guardando el documento con el nombre de su apellido para facilitar a la secretaría.
 
Oportunamente les enviaremos el cronograma de las actividades previstas y más información que les será de utilidad.
 
A la espera que todos los que se sientan atraídos por el arte puedan animarse a participar y continuar construyendo nuestro espacio de Artistas de la Familia Dominicana de América Latina y el Caribe, los saludamos invocando la bendición de nuestro Padre Domingo y  de nuestro hermano el Beato Angélico que nos mostraron un camino de encuentro con Dios desde la belleza.
 
En la comunión de nuestro carisma:
Equipo Organizador
 
H. Valeria Nougués op. – Argentina - Coordinadora General  y CODALC
Silvia Ebis – Argentina – Asociación de Artistas
Guadalupe Botello – México – Secretaria de Comunicación Asociación de Artistas.
H. Brigitte Loire op – México –  Miembro honoraria de Asociación de Artistas.
 
Coordinación local: Secretariado de la Familia Dominicana del Paraguay.
Coordinardora: Hna Emilia Beatriz Jara
Fraternidades laicales: Susana Britos
(25 de marzo de 2017)

Dom&Go: Algunvoluntariado internacional de la Provincia de Francia

Dom&Go: the international volunteers program of the Province of France
Una nueva sesión de formación del voluntariado internacional de la Provincia de Francia (Dom&Go) se realizó el 12-14 de mayo en el convento de Lille. Les futuros voluntarios pudieron prepararse para sus propias misiones mientras antiguos voluntarios hicieron un primer balance de sus experiencias. Cuatro varones y seis mujeres fueron enviados como voluntarios misioneros hacia Cameroun, Congo, Columbia y Benin. Tres otras ex-voluntarias volvieron recientemente de Brazzaville y Haiti para compartir sus experiencias.
Fundado en 2015 en el convento de Lille, Dom&Go es el servicio de voluntariado internacional para la Provincia de Francia. Un total de 27 voluntarios ya han sido enviados en misión a través el mundo. Las destinaciones son tan numerosas como el tipo de misión. Desde Perú hasta Congo, Egipto hasta las Islas Salomón en Oceanía, pasando por Israel también, 10 países de 5 continentes ya recibieron voluntarios. Nuevos lugares de misión se manifiestan como Benin y Cameroun donde voluntarios Dom&Go van a ser enviados muy pronto.
El equipo dirigiendo el voluntariado Dom&Go se compone de Frailes dominicos y laicos comprometidos. Todos suelen ir a visitar a los voluntarios en el terreno, buscando en el mismo tiempo nuevas misiones para futuros candidatos.
Desde su fundación, Dom&Go eligió dos puntos centrales en su obra: comunidad y misión. Una comunidad dominicana se carga de acoger a un voluntario quien comparte la vida cotidiana de los hermanos o hermanas. El voluntario encuentra en esta comunidad un apoyo humano y espiritual que caracteriza todos los proyectos Dom&Go. La asociación busca y adapta las misiones al perfil del candidato voluntario: animación de grupos juvenil, gestión, salud, comunicación, evangelización, agricultura… Estas misiones duran entre 6 meses y dos años.
Los voluntarios son hombres o mujeres de 20 hasta 30 años, estudiantes o jóvenes profesionales que quieren vivir una experiencia de misión y inmersión cultural. Dom&Go envía jóvenes voluntarios franceses en las comunidades dominicanas de todos países del mundo y recibe también voluntarios extranjeros en las comunidades francesas. Los voluntarios cumplen con fervor su vocación como cristianos en el mundo. Durante la misión, adoptan el lema de Dom&Go: “¡Ve & Sirve!”.
Dos años después de su creación, Dom&Go está ya bastante conocido entre los otros organismos de voluntariado católico en Francia. Las candidaturas van multiplicándose y la notoriedad de la asociación crece cada día más. Queda ahora el reto de la selección, formación y acompañamiento de cada voluntario. De hecho, el equipo Dom&Go quiere conservar esta relación privilegiada con cada uno de sus voluntarios. El apoyo humano y espiritual sigue siendo la clave del éxito de estas experiencias personales, a veces duras, pero a menudo enriquecedoras.
Dom&Go sigue buscando nuevos lugares de misión en las comunidades de frailes o de monjas en el mundo. ¡No duden en contactarles!
Contacto: Fr Franck Dubois, op, Director contact@domandgo.fr
Dirección: Couvent des Dominicains, 7 avenue Salomon, 59000 LILLE, FRANCE

(19 de mayo de 2017)



50 años del Monasterio san Alberto (Lavalle, Corrientes)

El 13 de mayo la comunidad del Monasterio san Alberto (Lavalle, Corrientes) celebró sus 50 años de vida dominicana. La Misa fue presidida por el obispo de Goya, mons. Adolfo Canecín. Asistieron a celebración monjas de los monasterios de Catamarca, Concepción, Tucumán. Córdoba y San Justo. También fray Javier Pose, prior Provincial de los frailes dominicos de Argentina. Y acompañaron, por supuesto, los amigos del monasterio y los hermanos de la Fraternidad Laical, que organizaron todo el festejo posterior.
18485567_1915046755416669_4382832957515519753_n18485308_1915046535416691_5676823171943505860_n

Las celebraciones


25 de mayo 
¿Tienes una celebración dentro de poco? ¿Te casas? ¿Te confirmas? ¿Se bautiza tu hijo o hace la primera comunión?
El papa Francisco nos invita a vivir los sacramentos como expresión de nuestra fe en Jesucristo y de nuestro vivir en la comunidad eclesial con sencillez y austeridad, en coherencia con lo que sugiere la Laudato si', sin renunciar al gozo y disfrute festivo, manteniendo su importancia central en nuestra vida, su significación y simbolismo. La espiritualidad cristiana nos propone un modo alternativo de entender la calidad de vida, y alienta un estilo de vida profético y contemplativo, capaz de gozar profundamente sin obsesionarnos por el consumo. Tenemos que dejar brotar todas las consecuencias de nuestro encuentro con Jesús en las relaciones con el mundo que nos rodea.
Son muchas las posibilidades de celebrar los sacramentos de manera auténtica en estas claves de sencillez y austeridad. No dejes de leer este documento: ¿Cómo celebrar los sacramentos a la luz de la Laudato si'? En él se invita a pensar de qué modo la celebración de un sacramento puede contribuir a la mejora de la vida de otras personas y del planeta, o, al menos, no contribuir a empeorarla. Se aportan sugerencias para organizar modelos alternativos de celebración de sacramentos como el bautismo, el matrimonio o la primera comunión, objeto hoy en día a "un derroche de recursos y a una iniciación al consumismo, cuando, más bien al contrario, podemos conseguir que contribuyan a la construcción del Reino".

Perdón, no creo en misticismos panteístas ni en quietismos contemplativos


Antonio Osuna Fernández-Largo O.P. de Antonio Osuna Fernández-Largo O.P.
 He leído alguna vez un tipo de literatura religiosa y mística que se extiende en describir un estado de la persona en que llega a identificarse con Dios y a hundirse en lo divino hasta el punto de no ser él mismo sino un otro divinizado, de modo que ya no son de este mundo y se transforman en seres etéreos y enfangados en lo divino y perdida su condición humana individual.
Pues yo no entiendo esas sublimidades místicas ni están a mi alcance. Para mí no hay más perfección humana que el ejercicio continuado y profundizado de las virtudes. Que dan para rato. Crecer en la justicia o en la esperanza divina es materia para muchos años, y no digamos la fortaleza de ánimo o la virtud de la fe, tan imprescindibles para vivir aquí abajo. Es una tarea que creo que da para una vida en este mundo por muy larga que exista. Y Dios nos ha hecho seres humanos precarios, dependientes y llenos de limitaciones, no ángeles impecables.
Por eso cuestiono esas experiencias pretendidamente místicas que hablan de hundirse en lo divino de manera que ya no hay que bregar por las virtudes humanas. En ello me confirmaron las siguientes palabras de Sta. Teresa de Jesús, que algo sabría de experiencias místicas, digo yo. Pues en lo sublime de la séptima morada aconseja a sus hermanas:
 “Torno a decir que para esto es menester no poner vuestro fundamento sólo en rezar y contemplar; porque si no procuráis virtudes y hay ejercicio de ellas, siempre os quedaréis enanas; y aun plega a Dios que sea sólo no crecer, porque ya sabéis que quien no crece, decrece; porque el amor tengo por imposible de estar en un ser, adonde le hay” (Moradas del castillo interior, morada 7, n. 9)
El ejercicio perseverante en las virtudes es tarea para toda la vida. No creo que haya un estado en que ya la lucha por las virtudes sea cosa superada. Ser cuidadoso con las enormes exigencias de la justicia, cumplidor de todos los detalles de la convivencia, ser tolerante con todos y vivir en paz con todos tratando de remediar sus múltiples males, eso es tarea nunca acabada. Y nada digamos del ejercicio de  la templanza que es tarea de todas las edades. Proponer, en cambio, un ideal de  desasimiento de toda laboriosidad de virtudes soñando con un estado de transformación en lo divino, no alcanzo a imaginar ese estado; dudo que eso sea verdad. Perdón, pues, por mis dudas.

LAS VACACIONES SON…..????????

https://mujerespoetaspiedrahita.files.wordpress.com/2016/08/pc230009.jpg?w=700
Isaura Díaz Figueiredo

Iria es un cuento corto que pretende enseñar que en verano tanto niños como adultos tienen muchas actividades que disfrutar, además de sol, playa y juegos, hay descubrimientos que llegan de manera insospechada y que pueden hacer de esos días  un verano inolvidable.
Iria vive en un ático, está sentada junto a la ventana de su habitación pintada en tonalidades pastel, colores que ella eligió democráticamente con su madre. Iria es hija única, pero no es caprichosa, ni quisquillosa, es una pequeña solidaria, amiga de sus amigos y siempre dispuesta a ayudar a quien se lo pide o ve que lo necesita. Llegó el verano y comienza a preguntarse  qué iba a hacer durante las larguísimas vacaciones. En ese momento, su madre entra en la habitación.
- ¿Qué te pasa a Iria siemrpe alegre y hoy que termina el curso estás triste y pensativa? ¿Por qué estás tan triste?, -pregunta su madre-.
- Mami, no sé qué hacer este verano, me aburro mucho cuando no estoy con mis amigas en clases, las seños y los estudios. Sé que puedo jugar al aire libre, a nadar en la piscina, pasear… Pero, ¿qué más puedo hacer?
Su mamá pensó en algo que realmente convirtiera aquellos días en muy especiales. Entonces dijo:
- Tengo una idea. Hay una señora muy agradable que vive en la calle, es amiga mía y está sola, la única compañía son sus gatitos. Creo que sería bueno para las dos que la visitaras de vez en cuando este verano.
Al día siguiente, Iria y su madre fueron a ver a la señora Adela. Se gustaron nada más verse, tanto es así que la niña le dijo que iba a visitarla por lo menos tres días a la semana.
En su primera visita Sra. Adela,  le dijo que había un baúl en el desván y que dentro guardaba las muñecas de cuando era pequeña y  además una  preciosa casita (desarmada) para jugar con las muñecas. A la niña Iria le pareció muy divertido jugar con aquella magnífica casa de muñecas que tenía seguramente muchas historias ocultas ¡a lo mejor podría descubrirlas si Adela le contaba algo de su  infancia! Cada día con su nueva amiga descubría un mundo diferente, especial, lleno de historias nuevas cosas nuevas que aprender. Le encantaba visitar a la Señora Adela, así que durante todo el verano se podría decir que Adela retrocedió a la infancia e Iria adquirió madurez...
Cuando el verano estaba a punto de terminar, Iria, pensó que las visitas a Adela se las perdería para siemrpe. Unas semanas más tarde, cuando ya el otoño había llegado, las hojas caían de los árboles y el sol se acostaba más temprano, Iria no pudo pasar más tiempo sin visitar a su amiga la señora Adela.
Adela, persona detallista con todo, pero mucho más con los niños, guardaba una gran sorpresa para su mejor amiga. Uno de sus gatitas había tenido hijitos, sabía de lo mucho que gustaban a Iria los felinos, y le regaló uno.
 Iria, sorprendida, la miró, la abrazó y le dijo:
- Señora Adela ¿Sabe cómo voy a llamar al gatito? Verano, porque es cuando conocí a alguien muy especial  en mi vida, que nunca podré  olvidar.
Es un cuento infantil, pero recuerdo que no hace muchos meses en la revista científica Lance, se recomendaba volver a leer a nuestros clásicos infantiles con mentalidad de adultos, seguramente nos dejarían muchas enseñanzas...
Estimados compañeros despido hasta otro año, os deseo un verano lleno de amor, paz y solidaridad, nuestra fe no va de vacaciones, muy al contrario, podemos vivir experiencias como las de Iria que nos dejen luz para seguir caminando. Si alguien se pregunta o afirma
 ¿Son otros tiempos?
Jesús, ante la dificultad que presentaba la pesca para sus más allegados.
- discípulos-, les mostró su confianza en una labor gratificada diciendo (Luc 5,4)
  ‘Bogar mar adentro, y echad vuestras redes.’
Echemos nuestras redes, que a buen seguro vendrán cagadas con ¡tanta pesca! Que ofreceremos al compañero compartir  lo pescado. En tiempo de solaz Jesús no descansa  y aunque la montaña parezca impávida, oculta bajo diferentes vestidos,  la luz al descolorido perfil de flores invisibles
Mi afecto para todos.

Isaura Díaz de Figueiredo
Curso 2017  

Groß werden

http://mjd.dominicos.org/wp-content/uploads/2017/05/1109090301.jpg
Hay momentos en la vida que te marcan, que marcan un antes y un después, que dan fortaleza a esos valores que ya sabías que tenías pero que, a veces, se te olvidan o eres incapaz de seguir por mucho que quieras. Así como existen esos momentos, también existen lugares; de vivencias, de buscar y encontrarte, o de perderte ganando.

He tenido la suerte de poder venir a este País, a Alemania, de saber un poco más a cerca de él, de su historia, su cultura y tradiciones.
Considero que viajar es una de las mejores formas de abrir tu mente, de explorar, de comprender a otras personas, de empatizar…
Hace ya un tiempo que estuve en Berlín. Yo siempre fui una de esas personas que no tenían mucho interés por la Historia, solía aburrirme, no me llamaba la atención.
Claro que todo cambió justo en esa ciudad, una ciudad que rebosa historia por donde la mires, en la que es imposible no acabar empapado de ella.
Acabé comprendiendo el objetivo de la Historia, de que sea recopilada, estudiada y la necesidad de recordarla. Es un camino común, en el que se juntan las historias de cada persona, su sufrimiento, lo que salió bien y lo que salió mal, las decisiones que se tomaron, las ideas revolucionarias… Todas ellas se usan para aprender de nuestro pasado, para mirar la piedra y decidir si quieres o no tropezar con ella, si quieres cogerla y construir un muro o, si por el contrario, prefieres usarla para crear un puente que conecte personas, vidas, nuevas historias.
Para hallar la verdad.
Creo que no podría explicar con palabras lo agradecida que estoy con todas las personas que me han ayudado aquí, y desde España, a crecer y a enriquecerme de vida y de conocimiento.
Y así como yo he crecido, mi Fe también ha crecido conmigo.
No hay que esnalar para llegar alto, sino para llegar a todos los rincones y ayudar a otros a que esnalen contigo.

nelaficha (1)

La venida del Espíritu Santo

Editado por

Sor Gemma Morató Sor Gemma Morató Espíritu

En estos últimos días del tiempo pascual, la liturgia pone a nuestra reflexión textos que nos hablan de la venida del Espíritu Santo. Jesús dice a sus apóstoles que conviene que él se vaya para que puedan recibir su espíritu. “Tengo mucho más que deciros, pero en este momento sería demasiado para vosotros. Cuando venga el Espíritu de verdad, os guiará a toda la verdad, porque no hablará por su propia cuenta, sino que dirá todo lo que oye y os hará saber las cosas que van a suceder” (Jn 16, 12-14).
San Pablo dice que todos nosotros, judíos o no judíos, esclavos o libres, fuimos bautizados para formar un solo cuerpo por medio de un solo Espíritu; y a todos se nos dio a beber de ese mismo Espíritu. El Espíritu de Jesús, que es amor, nos llama a vivir en el amor. Este es el gran don de la Pascua. Vivamos unidos a Jesús y pidámosle que nos llene de su espíritu para vivir unidos todos los creyentes y actuar como Él actuó: No hay mejor amor que dar la vida por los hermanos. “Amaos los unos a los otros como yo os he amado”.
Los Hechos de los Apóstoles relatan que “por aquellos días había en Jerusalén judíos cumplidores de sus deberes religiosos, llegados de todas partes del mundo. Mucha gente se reunió allí al oír aquel ruido y no sabían qué pensar, porque cada uno oía a los creyentes hablar en su propia lengua. Era tal su sorpresa que se decían unos a otros: ¿Acaso no son estos de Galilea estos que nos están hablando? ¿Cómo es que los oímos hablar en nuestra propia lengua? Aquí hay gente de Partía, de Media, de Elam, de Mesopotamia, de Judea, de Capadocia, del Ponto y de la provincia de Asia, de Frigia y de Panfilia, de Egipto de las regiones de Libia cercanas a Cirene. Hay también quienes vienen de Roma, tanto judíos de nacimiento como convertidos al judaísmo, y también los hay venidos de Creta y e Arabia. ¡Y todos les oímos hablar en nuestras propias lenguas las maravillas de Dios!” (1, 5- 11). Y es que el lenguaje del amor todos lo entienden. Texto: Hna. María Nuria Gaza.

Iglesia y comunicación

“Es tarea de los medios de comunicación ampliar la información que el público tiene del mundo, para lo cual ha de proporcionar informaciones contrastadas, opiniones racionalmente fundadas, interpretaciones plausibles, dejando lo más claro posible si se trata de información, opinión o interpretación”
Adela Cortina
La pastoral de la comunicación en red tendrá que tener un estilo apostólico,…actuar localmente y pensar globalmente, …ser interdisciplinar, respetando la subsidiariedad y al mismo tiempo el rol que cada cristiano tiene en la Iglesia.  
Ariel Beramendi
El pasado domingo, se celebró en la Iglesia Católica la Jornada de las Comunicaciones Sociales. Francisco, en su mensaje para la 51 jornada de las Comunicaciones, hace una llamada a la esperanza y la confianza en nuestro tiempo. Vivimos en la época del selfie, de la incertidumbre y de la modernidad líquida, la inseguridad aumenta por la situación política, social y económica en muchos países, ahí están los conflictos lejanos que el terrorismo y la violencia hacen cercanos y la llegada a nuestras fronteras de inmigrantes y refugiados. Francisco insiste que es necesario romper el círculo vicioso de la angustia y frenar la espiral del miedo, fruto de esa costumbre de centrarse en las «malas noticias» (guerras, terrorismo, escándalos y cualquier tipo de frustración en el acontecer humano). No se trata de no informar de los dramas de sufrimiento, sino superar ese sentimiento de disgusto y de resignación que nos arroja a  la apatía, generando miedos o dando la impresión de que no se puede frenar el mal.
Esta Jornada y la preocupación por la comunicación y la búsqueda de la verdad en la información, tiene un largo recorrido en la Iglesia. El 4 diciembre de 1963, el Concilio Vaticano II promulgó el decreto Inter Mirifica, considerado como una “magna carta” de la comunicación social en la Iglesia. El decreto está ligado a fomentar la evangelización desde los medios de comunicación, al derecho de cada hombre de tener apertura a la información y, al mismo tiempo, a la búsqueda de la Verdad. La Santa Sede, abrirá una oficina para fomentar la búsqueda de la verdad desde la comunicación social, invitando a las conferencias episcopales y diócesis a crear una comisión de comunicación en sus estructuras. En este contexto, se crea una Jornada dedicada a las Comunicaciones Sociales, la única que nace por mandato directo del Concilio Vaticano II. El 28 de septiembre de 1964, el Papa Pablo VI presidió la primera asamblea plenaria de la naciente Pontificia Comisión de las Comunicaciones Sociales, cuyos miembros eran algunos padres conciliares.
La instrucción pastoral Communio et Progressio (1971), está fundada sobre la libertad personal y sostiene el derecho de cada individuo de expresar sus opiniones con responsabilidad y subraya la dificultad de los medios para concienciar de los graves problemas que incumben a cada individuo y a la sociedad en general. El objetivo de las comunicaciones sociales son, el progreso humano, la unidad, el diálogo, el bien común y la búsqueda de la verdad, un deber del cual la Iglesia no debe estar excluida.
Los años ochenta, suponen un salto cualitativo en la información, a la radio, televisión y prensa, se le añade la informatización, la nueva galaxia internet se fue abriendo paso revolucionando las comunicaciones. El fenómeno “multimedia” es la nueva realidad que se difunde rápidamente, Adorno y Horkheimer, filósofos de la Escuela de Frankfurt, introducen en la sociología el concepto de Industria Cultural. Desde el Vaticano se quiere dar un nuevo impulso a las Comunicaciones Sociales con la encíclica Sollicitudo rei socialis (1987), en la que se concibe a los medios como instrumentos para la concordia universal. En esta década la promoción de la Comisión Pontificia de Comunicación, que en 1989 fue elevada al rango de Pontificio Consejo para las Comunicaciones Sociales. Este Consejo se encargará de coordinar las transmisiones mundiales de las celebraciones pontificias, pero se le confió la misión de suscitar y sostener correctamente la acción de la Iglesia y de los fieles en las distintas formas de la comunicación, acompañando a la prensa, para que cumpla con su función y para difundir la doctrina de la Iglesia.
Será en los noventa, cuando la iglesia comienza a tener una nueva visión de los medios de comunicación, abandona su visión instrumental y comienza a considerarlos como una realidad fruto de una nueva cultura. La nueva evangelización que propone Juan Pablo II, desarrollada con la Redemptoris Missio (1990), confirma a los medios de comunicación como el primer areópago de la modernidad, reconociendo las posibilidades ofrecidas por los modernos medios de comunicación que estaban llamados a ser fuente de conocimiento, verdad y esperanza. En  aniversario de la Inter mirifica, el Pontificio Consejo emite la Instrucción Pastoral Aetatis novae (1992),  en donde se anima que la difusión de los contenidos sean realizados a través de nuevas modalidades de comunicación y que sean parte integrante de cada plan pastoral, ofreciendo también criterios para la creación de oficinas de comunicación en las conferencias episcopales y en las diócesis.
En la navidad de 1995, se produce el salto al mundo digital, se inaugura la página web del vaticano (www.vatican.va), en la que se quieren difundir los textos y documentos pontificios. La página ha ido cambiando y ampliando su estructura en paralelo al desarrollo de las nuevas tecnologías digitales. La página web, se completa con el Centro Televisivo Vaticano, que desde 1996, ha documentado en vídeo y difundido por todo el mundo, los actos más importantes de la Santa Sede. La entrada en el Tercer Milenio, supone una nueva adaptación de los medios vaticanos al proceso de globalización y brecha digital en los países más pobres, agitada con la cultura posmoderna que no era capaz de definir el concepto de verdad. En este sentido Benedicto XVI, aunque sigue los pasos de sus predecesores, quiere dar más importancia a la esfera intelectual, promocionando el ecumenismo y el diálogo con la cultura. Pero será Francisco quien dará salto mediático al mundo globalizado, no solo por la enorme resonancia de sus gestos comunicativos, sobre todo por los fuertes cambios en la estructura de los medios del Vaticano, creando en 2015 la Secretaría para la Comunicación. Con esta nueva institución, la comunicación vaticana unificaba todos sus medios y respondiendo con una amplia estructura al nuevo mundo digitalizado.
La Iglesia se enfrenta a nuevos retos, las tecnologías de la comunicación condicionan y cambian constantemente la socialización, el aprendizaje e incluso la vida espiritual de las personas. Esto supone la necesidad de un cambio de mentalidad, para superar la visión instrumentalista como elemento amplificador del mensaje evangelizador, para buscar en la red nuevos espacios de diálogo y encuentro fraterno con el hombre de hoy. El objetivo es ir más allá de la página web, meramente informativa de las realidades parroquiales, incluso más allá de un pastoral de sacramentalización, buscando unos modelos más misioneros y de “Iglesia en salida”.
Se trata de dar un paso más en la nueva era digital, el uso de la tecnología deberá habilitar a los individuos para expresarse y colaborar con otros. Las Unidades Pastorales y Parroquias, con las nuevas tecnologías, no se reducen al ámbito territorial y social de la vieja demarcación, colaboran con otras Parroquias o Instituciones buscando un bien común, ya sea la justicia social, o promocionar valores de fe, educativos, etc. Se trata de buscar un sentido de continuidad en la vida, relacionarse con los demás, empezar a mezclarse en el ámbito social. En este modelo parroquial es fundamental la presencia del laicado, una fe vivida en fraternidad y en grupo, experiencias fuera del ámbito parroquial, una concepción de Iglesia en diálogo con la cultura y con la comunicación, un clima de participación activa, y subrayar el ciberanuncio, experiencias de Dios en el mundo real y en el virtual (que también es real). Quedarse atrás en la tecnología será difícil evangelizar a las nuevas generaciones, no se trata solo de tecnología, sino de una forma de vida. El encuentro deberá ir de lo digital a lo real y de lo real a lo digital. Aunque somos conscientes que no puede existir un verdadero desarrollo espiritual y cristiano sin un encuentro real con el otro, como nos recuerda continuamente Francisco.


Esos momentos

  clase En la vida, todos encontramos momentos que están preñados de un sentido que podemos reconocer, aunque no lo sepamos decir. Los hay a cientos, y nos asaltan en múltiples ocasiones, a veces muy cotidianas. Hay quien dirá, sin duda, que, si no se pueden poner en palabras, no son reales. No es cierto. No todo lo que se vive se puede poner en palabras. En ocasiones, se balbucea. En otras, ni siquiera se puede articular un sonido. Ya Tomás de Aquino, el teólogo supremo, el poeta magnífico, tras su célebre revelación, dejó la pluma y no dijo “hasta aquí hemos llegado”, sino aquello tan impactante de “todo lo que he escrito me parece paja”. Con él están muchos otros pensadores que han jugado con el lenguaje mientras vivían algo a lo que no podían dar voz. Escribían cientos de páginas, después de decir que la realidad, la verdad, la vida… se escapan de todo intento verbal de atraparlo. George (o Jorge) Santayana escribió, en su obra El sentido de la belleza, que, de todas las cosas, la belleza es la que menos requiere de explicación. Y acto seguido elaboró trescientas páginas de disquisiciones sobre eso que no necesita ser explicado. Al final acaba balbuceando en un espacio que recuerda las descripciones escatológicas tradicionales. Se atribuye a Isadora Duncan aquello de “si pudiera decirlo, no tendría que bailarlo”. Pues bien, el filósofo británico Roger Scruton, en este artículo, subraya que "quien vaya por la vida con una mente y un corazón abiertos encontrará estos momentos de revelación, momentos que están saturados de significado, pero cuyo significado no puede ponerse en palabras. Estos momentos nos son preciosos". Ojalá no se me escapen.

Blog

El Espíritu Santo, meta-relato de Jesús de Nazaret

http://desdelohondo.sanestebaneditorial.com/imagenes/blogs/lastra.jpg
Juan José de León Lastra
29 de mayo de 2017
 

Hoy lo que priva en ámbitos de cierto carácter intelectual es “el relato”. El relato, la descripción adquiere tal relieve que a veces se le entiende como la “última palabra”. No necesita interpretación, lo que llaman “meta-relato”. Éste distorsionaría el relato. Se habla de Teología narrativa. De lectura narrativa, sin interpretación, de los relatos evangélicos. Frente a esta actitud mental es frecuente escuchar y leer que “no se leyó bien o sí se leyó adecuadamente”, desde un partido de fútbol, a acontecimiento de más hondura de la vida social. En ese caso leer se entiende como interpretación. ¡Contradicciones de los tiempos! Schillebeecks titula uno de sus libros “Los hombres, relato de Dios”. Al acercarse la fiesta de Pentecostés tomo conciencia de que de Jesús tenemos relato, relatos; del Espíritu Santo no. Y entiendo que el Espíritu Santo es el meta-relato de Jesús. Jesús mismo le constituyó como su intérprete, el que haría conocer todo a los apóstoles, a interpretar su vida y sus palabras. Jesús salió del Jordán “lleno del Espíritu Santo”, dice Lucas. El Espíritu le llevaría a los días de reflexión del desierto, donde Jesús discerniría que le exigía ese Espíritu, qué tipo de presencia y misión. Bajo el Espíritu actuó. Y lo transmitió luego a sus discípulos, que descubren el “espíritu”, que a él le animó, al que han de ser fieles. Así puede decir Pablo, “si alguno no tiene el espíritu de Cristo, no es de Cristo”. Nosotros no podemos imitar literalmente relato de Cristo, pero sí su espíritu que se nos descubre al leer sus palabra, el relato de sus hechos bajo la inspiración del Espíritu Santo.

Día mundial del medio ambiente


Martín Gelabert Ballester, OP
de Martín Gelabert Ballester, OP
  lirio El 5 de junio es el día mundial del medio ambiente. La cuestión ecológica y medioambiental ha cobrado fuerza en los últimos años, sobre todo a la vista de las peligrosas consecuencias que se prevén ante la manipulación de la naturaleza por parte del hombre. El cambio climático es uno de los temas recurrentes para avisar de los peligros a los que puede conducir la degradación del medio ambiente.
Las grandes preocupaciones sociales terminan, de una u otra forma, siendo preocupaciones eclesiales. Cuando las justas reivindicaciones de los trabajadores, en la nueva sociedad industrial, estaban en pleno auge, 25 años después de que Carlos Marx publicara “El Capital”, apareció la primera encíclica social, firmada por León XIII, fechada el 5 de mayo de 1891, que llevaba como significativo título: “cosas nuevas”, o sea: de los cambios políticos, nuevos asuntos, nuevos problemas que ocurren en estos tiempos nuevos. La Iglesia también tiene algo que decir ante los tiempos nuevos y los problemas inesperados que se avecinan siempre, porque todos los tiempos son nuevos o, al menos, tienen cosas nuevas.
En la actualidad lo que preocupa es la degradación de la naturaleza. Todos formamos parte de un mismo universo, plantas, animales, personas. Todos respiramos el mismo aire, todos bebemos de la misma agua. Pero solo el hombre es capaz de ir más allá del uso para entrar en el abuso. Y el abuso es el que conduce a la catástrofe. Precisamente el peligro (que en muchas ocasiones se convierte en pecado para los creyentes) no está en el buen uso de las cosas (del sexo, del alcohol, de la fuerza, del cuerpo, de la inteligencia, del espectáculo), sino en el abuso, que produce daño al autor del mal uso y, de paso, causa daño a los que con él tratan.
También la Iglesia, como sucedió con la cuestión obrera, ha dicho su palabra autorizada sobre la cuestión ecológica. La encíclica de Francisco Laudato si’ ha sido la última intervención y, probablemente, la más directa, reflexionada y comprometida. Para el Papa actual la ecología está directamente relacionada con la cuestión social que planteó León XIII, hasta el punto de que llega a decir: en este asunto los más perjudicados son los pobres. El deterioro del ambiente y el de la sociedad afectan de modo especial a los más débiles del planeta. Por eso “el planteo ecológico es un problema social, que debe integrar la justicia en las discusiones sobre el ambiente, para escuchar tanto el clamor de la tierra como el clamor del los pobres”. Una minoría se cree con el derecho de consumir en una proporción que es imposible generalizar (continuará).
 
LAICOS DOMINICOS
Viveiro



 https://asilosanantoniove.files.wordpress.com/2013/11/op.jpg


DOMINGO de  PENTECOSTES “A”

4 de junio de 2017


LECTURA DEL EVANGELIO SEGÚN SAN  JUAN   20, 19-23
Al anochecer de aquel día, el día primero de la semana, estaban los discípulos en una casa, con las puertas cerradas, por miedo a los judíos. En esto entró Jesús, se puso en medio y les dijo: «Paz a vosotros.» Y diciendo esto, les enseñó las manos y el costado. Y los discípulos se llenaron de alegría al ver al Señor. Jesús repitió: «Paz a vosotros. Como el Padre me ha enviado, así también os envío yo." Y dicho esto, exhaló su aliento sobre ellos y les dijo: «Recibid el Espíritu Santo; a quienes les perdonéis los pecados, les quedan perdonados; a quienes se los retengáis, les quedan retenidos.»

COMENTARIO:
 “Recibid el Espíritu Santo”. El Señor nos dice estas palabras, a nosotros, en todo momento. Por las razones que sean, tendemos a oírlas sin escuchar, con indiferencia y frialdad. Sin embargo, es evidente que se trata de una afirmación tremenda, de una indecible intensidad y trascendencia. Ojalá pudiéramos escucharlas hoy, con la fuerza purificada de lo nuevo, con la admiración por las maravillas de Dios, con la alegría y agradecimiento merecedoras del Gran Don.
Recibir el Espíritu Santo, no obstante, es solo una forma de hablar porque, seguramente, que El no tiene que llegar a nosotros desde ninguna parte, ya que con nosotros está siempre, constitutivamente. Y ahí permanece, seamos como seamos y hagamos lo que hagamos. El Dios de Jesús nunca nos abandonaría, por nuestros errores, incapacidades y miserias. Muy al contrario, Jesús vino a curar a los enfermos espirituales, no a los que se creían sanos y perfectos.
Como nuestras fuerzas son increíblemente pequeñas, recibir al Espíritu Santo, dejarnos llevar por su soplo de Vida, es imprescindible para conocer y seguir a nuestro Amado Maestro. Es la baza decisiva que se juega en el privado espacio interior, entre cada uno de nosotros y Dios. Pero, tiene sus consecuencias en los demás, pues todos influimos en los otros. Estamos estrechamente interrelacionados, en lo bueno y lo malo, formando una sola masa, en la que se podría diferenciar todo lo de Dios, como un Cuerpo de Luz. Pero donde, seguramente, no habrá nadie totalmente bueno, ni nadie totalmente malo. Nuestra humanidad, nos iguala en la contingencia. Juzgar a los demás, o a nosotros mismos, compararnos, son insensateces perniciosas, ya se nos previno en los Santos Evangelios: “ No juzguéis...” ¡Qué bueno liberarnos de tan molesta carga!
Os invito al placer de notar el aliento del Espíritu en el propio rostro, en el de los demás, en grandes  ráfagas de la humanidad actual: los movimientos por el cuidado de la naturaleza, por la paz, la igualdad, la misericordia con los más sufrientes, los esfuerzos del Papa Francisco por retornar al Evangelio, el misticismo de la oración profunda y silenciosa, que se va extendiendo por todo el mundo, con la asombrosa fuerza, de un pacífico, tranquilo, cálido y envolvente ciclón de aliento divino... Alguien dijo que veía aproximarse la primavera. Os invito al realismo de soñar.                                              
Mª Vicenta Rúa Lage, OP