domingo, 6 de octubre de 2013

La Posada del Silencio nº 14, curso V


La posada del silencio

El texto de hoy

La posada del silencio

Cuando atraviesan áridos valles los convierten en oasis, como si la lluvia temprana los cubriera de bendiciones

Es posible que alguna de las horas que vivamos sean áridas pero también es posible que sean una bendición. Si vienen horas de aridez ya las viviremos.

La vida siempre tiene una fecha y un lugar. El silencio es este ahora. El silencio es la vida misma. No vivamos nada que imaginemos, ningún futuro, ningún acontecimiento que todavía no ha llegado. Sin darnos cuenta adelantamos las cosas y nos resta posibilidad de vivir esta fecha y este lugar.

Por eso decimos que la vida es mucha preocupación, es decir, ocuparse de lo que todavía desconocemos. Pero la vida en realidad es esto que hay ahora aquí mismo, esta hora, este silencio, este lugar. No anticipar nada, no adelantar nada. No queráis vivir el futuro.

Dios no es el futuro; él es la vida, es el aquí mismo y ahora mismo, es un eterno aquí, es la totalidad de este ahora mismo. Es este silencio.

HOY ES:

Beato RAIMUNDO DE CAPUA. (1330-1399).


Martirologio Romano: En Nüremberg, de Baviera, beato Raimundo delle Vigne o de Capua, presbítero de la Orden de Predicadores, que fue prudente moderador espiritual de santa Catalina de Siena, de la cual compuso una fiel biografía.

Nació en Capua, en la Campania italiana, entonces reino de Nápoles. Era hijo del canciller de Roberto de Anjou. Estudió Derecho en Bolonia y mostró una especial atracción por la persona y obra de santo Domingo de Guzmán, cuyos restos se conservaban en la ciudad. A los 25 años entró en los dominicos, estudió Teología y en 1355 fue ordenado sacerdote. Fue profesor de los conventos dominicos de Bolonia y Roma. Por culpa de su mala salud, tuvo que interrumpir su labor docente, pero su don de gentes y profundidad espiritual fue enviado como maestro y prior en el monasterio femenino de Santa Inés de Montepulciano, donde escribió la vida de la fundadora la beata Inés. Los frailes del convento de Santa María sopra Minerva de Roma lo eligieron prior para el trienio 1367-1370.
 En el 1374, fue nombrado confesor de santa Catalina de Siena, pero sus primeros contactos fueron difíciles, pues él no se fiaba de las experiencias místicas de la santa, hasta que enfermó de peste y Catalina lo curó totalmente, entonces se dio cuenta que su penitente tenía una importante vivencia mística. De este modo llegó a ser su secretario y fue su embajador ante el papa Gregorio XI en Aviñón. Con ella vivió los momentos más importantes de la vida de la santa, así como los aconteceres históricos y turbulentos del Cisma de Occidente. En 1379 fue elegido prior provincial de la Lombardía superior. 
Cuando Catalina murió en el 1380, fue nombrado maestro general de la Orden de Predicadores, y comenzó así una reforma de los dominicos, como hubiera querido Catalina. Sus dos prioridades programáticas fueron: la fidelidad absoluta al verdadero papa el beato Urbano V y la renovación de la vida religiosa regular, y pronto añadirá un punto más: la promoción del culto a Catalina de Siena. Escribió la vida de la santa sienense conocida como “La Leyenda Mayor”. Desde 1382 su preocupación se centró en Alemania, donde consigue, después de muchos viajes por el Imperio atraer a las universidades a la obediencia romana. En Bolonia comenzó su reforma en 1389, dedicada a la observancia de las “Constituciones”. Contó con la ayuda de san Juan Doménico. Y en sus misiones diplomáticas que le confió el papa Bonifacio IX, contó con la ayuda de san Ambrosio Sansedoni. Fue presidente del capítulo general de Frankfurt y en 1399 se fue a reformar el convento de Nüremberg, pero lleno de dolencias murió en este convento cuando proyectaba reformar los conventos de Polonia. Se le conoce como el "segundo fundador de la Orden de Predicadores".

Abierto el plazo de inscripción para los cursos de formación y postgrado en la Escuela de Teología de San Esteban
http://sanesteban.dominicos.es/kit_upload/Image/Convento-San-Esteban/paginas/cabeceras/escuela-teologia.jpg

La Escuela de Teología “San Esteban” ha abierto el plazo de inscripción para los cursos de formación y postgrado que se impartirán a lo largo del curso académico 2013-2014. La Escuela de Teología viene ofreciendo desde 1977 su servicio doctrinal a cuantos se interesan por una formación seria o buscan un mayor compromiso de su fe. Los cursos pueden realizarse también por asignaturas sueltas. Los alumnos pueden ser oficiales u oyentes. Las clases comenzarán el próximo 2 de octubre, los martes y miércoles de 19.30 a 21.20 horas.

Este año se impartirá el tercer curso de formación de la Escuela que contempla las siguientes asignaturas: Sacramentos de iniciación e Historia del Cristianismo (II), a cargo del prof. Gregorio Celada; Penitencia, Unción, Matrimonio y Orden Sacerdotal, por el prof. Miguel Á. del Río; El Pueblo de Dios, por el prof. Manuel Á. Martínez; Pensamiento paulino, por el prof. Juan Huarte y Ética social y cristiana, por el prof. Ángel Romo.
Respecto al curso de postgrado contempla las asignaturas: La política actual desde la teología; Historia de la Espiritualidad bíblica; Teología de la creación, Teología y ecología; Bioética y Apocalipsis, que serán impartidas por el profesorado: Juan Manuel Almarza, Julián de Cos, Juan José de León, Ángel Romo y Rafael González.

En la programación para el nuevo curso académico se encuentra también un curso breve de 10 horas de duración que se celebrará los días 24-28 de febrero de 2014 a cargo del profesor Jesús Espeja, y lleva por título: “Aproximación a la teología de la liberación”.

Información: 923 261 979


Escuela de Teología "San Esteban"

       Escuela de Teología San Esteban (Salamanca)Facultad de Teología de San Esteban. Plaza Concilio de Trento s/n. Salamanca
La Escuela de Teología «San Esteban», ante esa apremiante necesidad, viene ofreciendo desde el curso 1977-1978 su servicio doctrinal a cuantos se interesan por una formación seria o buscan un mayor compromiso de su fe. Sus objetivos, que mediante el estudio sistemático y con la metodología apropiada aúnan ambas finalidades, procuran la constitución de una verdadera comunidad educadora, en la que todos, formadores y alumnos, asuman su vocación profética en el mundo y respondan a ella.
La Escuela ofrece, además, capacitación oficial reconocida por el episcopado español, para acceder a la enseñanza de la religión en Educación Infantil y Primaria.
Consta de cuatro cursos, de los cuales se impartirán este año los siguientes:
Curso I
• Conocer la Biblia............................ 15 lecciones
   Prof. Eliseo Rodríguez Gutiérrez
• Pentateuco y Libros Históricos ... 15
   Prof. Eliseo Rodríguez Gutiérrez
• Libros proféticos ............................ 16
   Prof. Rafael González-Blanco
• Visión cristiana del hombre ......... 23
   Prof. Emilio Bautista García Álvarez
• Historia del cristianismo (I)........... 14
   Prof. Gregorio Celada Luengo
• ¿Qué es la Teología?.....................  10
   Prof. Emilio Bautista García Álvarez
• Revelación y fe.................................. 23
   Prof. Ricardo de Luis Carballada
• Bases de la ética cristiana ............ 24
   Prof. Ángel Romo Fraile
• El hecho religioso.
   Religiones no cristianas ................ 20
   Prof. Juan José de León Lastra
Curso II
• Jesucristo......................................... 32 lecciones
   Prof. Jesús Díaz Sariego
• El misterio de Dios ........................ 32
   Prof. Ricardo de Luis Carballada
• Religión y pensamiento
   contemporáneo .............................. 20
   Prof. Juan José de León Lastra
• Ética de la persona ........................ 20
   Prof. Ángel Romo Fraile
• El evangelio de Jesús..................... 32
   Prof. Rafael González Blanco
• Escatología y esperanza cristiana 24
   Prof. Ricardo de Luis Carballada
CURSO III
• Sacramentos de iniciación ....................20 lecciones
   Prof. Gregorio Celada Luengo
• Penitencia, Unción, Matrimonio
y Orden sacerdotal ..............................20
    Prof. Miguel Ángel del Río
• Historia del cristianismo (II) ....... 20
    Prof. Gregorio Celada Luengo
• El Pueblo de Dios........................... 38
    Prof. Manuel Ángel Martínez Juan
• Pensamiento paulino..................... 37
   Prof. Juan Huarte Osácar
• Ética social cristiana ..................... 25
   Prof. Ángel Romo Fraile
CURSO DE POSTGRADO
• La política actual desde la teología................. 20 lecciones
   Prof. Juan Manuel Almarza Meñica
• Historia de la Espiritualidad bíblica................. 20
   Prof. Julián De Cos Pérez de Camino
• Teología de la creación. Teología y ecología.  20
   Prof. Juan José de León Lastra
• Bioética .................................................................. 20
   Prof. Ángel Romo Fraile
• Apocalipsis ………………………..............……. 20
    Prof. Rafael González Blanco
CURSOS ESPECIALES
Aproximación a la teología de la liberación.
Prof. Jesús Espeja Pardo, O.P.
Del 24 al 28 de febrero (Curso breve de 10 horas)
Descargar programa en PDF


CONVERSACIONES DE SAN ESTEBAN
.
DEL 5 DE NOVIEMBRE AL 11 DE FEBRERO










PICAR AQUÍ
http://www.dominicos.org/imagenes/martires2013/martires2013.jpg

Bernardo Cuesta fue una de esas personas en las que palabras y hechos, pensamiento y acción, estuvieron indisolublemente unidos. No sólo fue un guía intelectual, sino también un maestro de vida, alguien que abrió caminos, señaló a través de su pensamiento y su acción, rutas por las que vale la pena seguir caminando.

20 de septiembre de 2013

Éste es el hilo conductor de la publicación: descubrir las sendas de pensamiento y de acción que él siguió de manera lúcida y coherente. Mostrar que su modo de entender la Iglesia -que siempre consideró su hogar-, el mundo en el que vivió, la Orden a la que amó y mostrar también que su modo de implicarse en ellas y de responder a los problemas y desafíos que dentro de ellas se plantean, siguen siendo válidos y marcan rutas a seguir.
A partir de estos objetivos está estructurado el libro, que tiene tres partes: La primera parte, Semblanza, recoge la excelente síntesis biográfica que Juan Huarte, amigo y compañero, publicó en la revista Ciencia Tomista. Es muy completa y resume perfectamente la trayectoria vital de Bernardo.
La segunda parte, Pensamiento de Bernardo, es la más amplia y recoge algunos textos de Bernardo que expresan su visión de la vida y de algunos problemas que le preocuparon mucho y a los que dedicó estudio y reflexión. Tiene cinco capítulos o apartados: Rutas para entender, vivir y ser Iglesia; Rutas de análisis y propuestas al mundo de hoy; Rutas para ser cristiano en un mundo globalizado y enfermo; Rutas hacia la paz y en favor de la vida; Rutas que recogen y hacen vida la tradición dominicana.
La tercera parte, Testimonios, muestran que las sendas que el abrió y siguió dejaron huellas en quienes le conocieron y animan a continuar por ellas o en la misma dirección. Estas voces o testimonios de quienes vivieron con él en la Comunidad de Babilafuente, de las gentes de los pueblos donde ejerció durante más de treinta años su actividad pastoral, de sus compañeros de fatigas en Acción Verapaz, de otros profesores… son el mejor respaldo de su trayectoria vital.
- Más información y materiales en la web de Acción Verapaz
- Adquirir en libro en la Editorial San Esteban



DEL HAY AL DOY

Libro impreso Autor:
Colección: ALETHEIA
Esta obra de Carlos Díaz representa una profundización en la filosofía personalista a partir del diálogo con tres grandes autores de la filosofía judía: Levinas, Buber y Rosenzweig. La conclusión a la que se llega es que la vida humana se muestra como un don, que precisamente se realiza en la propia donación del que recibe. El sentido de la vida humana es dar el don recibido.


Precio: 12,00 €
Páginas: 164
Año: 2013
ISBN: 978-84-8260-291-2

Jóvenes organizan el Primer Festival de la Canción "Veritas" (Argentina)

http://www.elliberal.com.ar/UserFiles/Image/bigimage/2013/10/thumb_524f453013p17_001.jpg
Publicado el 05/10/2013 - La Comunidad de Jóvenes Betania, del Convento Santo Domingo, organiza el Primer Festival de la Canción ‘Veritas’, que se desarrollará el 7 de diciembre en el Paraninfo de la Universidad Nacional de Santiago del Estero, e invita a sumarse a todos los jóvenes de la Diócesis.
Este festival será el primero de una serie de encuentros que concluirá en el año 2016 en coincidencia con los 800 años de la Orden de Predicadores de Frailes Dominicos.
Por ello invitan a todos los grupos de la Diócesis a participar del evento, donde un jurado seleccionará las canciones que en el 2016 estarán presentes en el último festival.
Los interesados en formar parte de esta propuesta podrán dirigirse por mayor información al Convento Santo Domingo, los días sábados a partir de las 20 horas.
Asimismo la Comunidad de Jóvenes Betania, invita a participar del encuentro con Jesús Eucaristía, en el Convento de Santo Domingo, todos los miércoles, de 22 a 23; y a la misa de Jóvenes, que se celebra el tercer domingo de cada mes, a las 21 horas.

 https://scontent-a-ams.xx.fbcdn.net/hphotos-frc3/1377390_244386869043803_1270084824_n.jpg

La paz comienza sus lentos pasos allí, en la orilla del río, donde juegan los niños, la paz comienza allí…

soplaviento
Los niños eran en las sociedades de la palestina del siglo I, los seres que junto con las mujeres, estaban en el último lugar de la escala social. No tenían ningún derecho, hasta el punto que según varios historiadores los recién nacidos podían ser botados a la basura y las niñas menores de doce años podían ser vendidas por sus padres. Los niños representan los seres humanos más débiles y es a ellos a quienes Jesús propone como modelos para entrar en el Reino, no por su ingenuidad e inocencia, Jesús era un hombre muy práctico y con los pies bien puestos en la tierra. Jesús nos propone ser como niños, porque son ellos los que representan todo lo opuesto al poder, al estar arriba y trepar. Jesús entendió que solo el que es como un niño, el que no aspira a estar arriba, el que está dispuesto a servir, el que no quiere honores, poder, ni privilegios, el que no se cree más que nadie, el que puede encontrar a Dios en esta vida.

Si se calla el cantor, calla la vida, porque la vida, la vida misma es todo un canto.

tambor higueretal
CON CUMBIAS Y SONES CELEBRARON LA LLEGADA DE LA PEREGRINA La decimoctava jornada de encuentro de los pobladores con la Peregrinación de la Virgen Peregrina de Chiquinquirá se inició con una actividad en el puente vehicular que conecta los municipios de Plato (magdalena) y Zambrano (Bolívar) como homenaje a las personas que fueron asesinadas y desaparecidas en el río Magdalena. En este municipio además de las ceremonias religiosas se presentaron en la concha acústica actividades culturales como bailes típicos y grupos musicales que interpretaron sones y cumbias.
elegía
por un paisaje de sombras
asesinadas en el mar

Quintín García

          http://www.salamancartv.com/wp-content/uploads/2013/10/quintin.jpg    
                                                          



“Éstos, ¿no son hombres?
¿No tienen almas racionales?”
Sermón de ANTONIO MONTESINOS
a los primeros conquistadores de América


                                           

                                               elegía
                              por un paisaje de sombras
                                     asesinadas en el mar




    

                                               Acto 1º

                                               Aún a lomos de su cabalgadura
                                   el juglar de la noche relincha
                                   cartografías y aguas abisales, agrios
                                    guarismos de sombras y vísceras
                                   regresados del fragor asesino del mar
                                   y sus patrones:
                                                             señores,
                                   diez mil naos con sus guarniciones
                                   de asalto chocan
                                   contra los acantilados y fenecen
                                   antes de llegar a Ítaca.
                                  
                                   O sus cuerpos y almas, devastados,
                                   arden en las alambradas y altas
                                   almenas con que nuestras Autoridades
                                   nos defienden de los salteadores
                                   y leprosos mientras se beben
                                   con bacardí un concierto de vihuelas
                                   y cruces y medallas para honrar
                                   la memoria conquistadora
                                   de la Patria.
                                  
                                   ¡Derramemos –dice el juglar-,
                                   una lágrima, dos, por ellos,
                                   por quienes son exterminados
                                   bajo el cascarón derruido de su sino!
                                                                     
                                                           Acto 2º

                                   Yo me persigno, pobrecillos, vienen
                                   huyendo, míralos, míralos, -¿cuándo
                                   cenamos, Luisa?, es hora-.
                                                                                  Mientras
                                   me recupero del mensaje cifrado
                                   del juglar, ¡ay!, voy ordenando
                                   la muda orografía gris de los platos
                                   en derredor de la mesa y miro
                                   receloso en la distancia el escaparate
                                   de orlas fúnebres por si me asalta
                                   la cárdena mordedura
                                   de sus muertes:

                                   Del hontanar catódico se yerguen
                                   herrumbrados fantasmas, espectros
                                   sin derecho a nombre y apellidos, sólo
                                   ceros y ceros como geranios fenecidos, minotauros
                                   quebrados por la luz cenital
                                   de la noche más oscura, fugaz linaje
                                   huyendo de la nada hacia la nada.
                                                          
                                   Presiento por mi espalda una turbamulta
                                   de alacranes, el eructo ronco
                                   de los buitres que olfatean el aire
                                   turbio de una carne tan triste.

                                                           Acto 3º

                                   Se le han quedado mudas las palabras al juglar, hueras
                                   las palabras. Sobre mi mesa dispuesta para el ágape
                                   repican los cuchillos contra los tambores hechos
                                   con la piel de los antiguos esclavos, las cucharas
                                   declaman a cuatro voces mixtas el húmedo
                                   pregón del Dies irae.
                                                                       Y yo
                                   fabrico hachones malvas en su honor
                                   con las manecillas del reloj
                                   varado en esta hora avergonzada
                                   de las 9 de la noche (¿cuándo
                                   cenamos, Luisa?) para poder
                                   ingresar en el fúnebre rito:

                                    Inician el desfile los ceros sin nombre
                                   contra el ventanal amargo amontonándose,
                                   entrechocando perfiles por salir
                                   los primeros a decir sus palabras
                                   de ceniza. Bailan los ceros una danza
                                   de sonidos sin sílabas; bailan
                                   sobre las aspas en cruz que marcan
                                   en la esfera ritual las 9 de la noche -vertical
                                   revelación horizontal y repetida- seis millones
                                   de ceros sin nombre, sólo un número
                                   sobre el prestado sudario, el 0,
                                   y escuetamente, en sobreimpresión, 
                                   la signación de las patrias: Etiopía,
                                   Mali, Mauritania, África Occidental....

                                   Un hilo de pesares ensayados zurce
                                   en rojo y violeta el crespón
                                   de sus lejanas fotografías sin ojos
                                   con que ameniza la ensalada de puerros
                                   mi mujer sobre el mantel purísimo, verdes,
                                   blancos, purísimos; cárdenas,
                                   sanguinolentas, sus miradas
                                   raptadas por el éter, yertas.
                                                                                  Apaga eso,
                                   cariño,             nosotros
                                   somos vegetarianos.

                                                           Acto 4º

                                   Apagué. De regreso
                                   se me habían quedado
                                   asidas a los dedos  como lapas
                                   a la herrumbre de un barco
                                   las sombras fantasmales de esos
                                   ceros inertes, de pie
                                   sin piernas sobre la redondez
                                   de la mesa camilla, blanca, purísima,
                                   sobre la redondez herida de la tierra
                                   que limita a las 9 de la noche
                                   con mi plato de puerros, fusilados, verdes.
                                                 
                                   Echa aceite, cariño, se me han quedado
                                   secos, hoy los niños no vienen, están
                                   haciendo surfing con el colegio.

                                                          
                                                           Acto 5º

                                   Cesan en el sopor asustado de mi vientre
                                   las voces de la Farsa, el baile
                                   gris de las máscaras, sólo números,
                                   tibios, fusilados, verdes como los puerros,
                                   glaucos los ojos del miedo que persigue
                                   a los ciervos al amanecer por las sabanas
                                   sin dioses protectores; sabe
                                   su carne amarga de zarzamoras
                                   a destiempo, qué asco
                                   casi cruda, violeta, amarga. Pon
                                   El Tiempo si quieres, cariño, quizás
                                   haya olas sobre el Atlántico
                                   y corran peligro nuestros hijos.
                       

                                               Acto 6º

                                    Señores, hasta mañana, cortó
                                   el juglar. Felices sueños.
                                              
                                   (Y soñé, sí. Pero al  despertarme
                                   aún seguían de pie, ensoberbecidas,
                                   las patrias. Y huían
                                 de sí mismos los cadáveres)

http://img02.lavanguardia.com/2013/10/03/Cuerpos-de-inmigrantes-muertos_54390408141_51351706917_600_226.jpg


Fr. Quintín García, escritor, poeta y dominico, que pertenece de la comunidad de Babilafuente, ha remitido a "La Posada del Silencio" un poema, “Elegía por un paisaje de sombras asesinadas en el mar”, en homenaje a los inmigrantes ahogados en las costas italianas de Lampedusa. Gracias y un abrazo Quintín. Juan Antonio                                           

El buen camino

Editado por

Sor Gemma Morató Sor Gemma Morató
CaminoEn todos los sentidos, siempre miramos de avanzar por el buen camino. Tanto si caminamos por la montaña como por la ciudad, buscamos seguir el buen camino para poder alcanzar la meta que tenemos propuesta.
El buen camino será el más seguro, seguirlo será una forma de no perdernos, un buen medio para coronar la cima.
A lo largo del camino encontraremos encrucijadas que nos pueden hacer dudar, atajos que se nos presentan como tentadoras formas de avanzar, para alcanzar antes nuestro fin, pero que nos llevan a correr el riesgo de perder nuestro norte.
Del camino no podemos conocer ni su trazado, ni sus desniveles, sean pendientes o subidas, ni su anchura ni sus sombras ni sus luces, porque todas sus realidades irán variando de acuerdo a nuestra posibilidades, a nuestra situación, a nuestro cansancio o nuestro ánimo.
Recordamos a menudo las palabras del poeta, “no hay camino, se hace camino al andar”, porque la misma realidad de la vida es distinta para cada persona, aunque para todas salga el sol cada día, y sobre todas caiga la lluvia.
Todo ocurre de una forma similar a lo largo del camino de nuestra vida hacia el encuentro con el Padre. Deseamos seguir el buen camino, seguramente no será fácil, pero nuestro anhelo de lograr la meta hace que las dificultades no nos resulten insalvables porque la mano salvadora de Dios nos protege, nos auxilia y nos ayuda. Texto: Hna. Carmen Solé.

4 DE OCTUBRE: SAN FRANCISCO DE ASÍS


https://fbcdn-profile-a.akamaihd.net/hprofile-ak-ash4/c50.50.621.621/s160x160/418091_3114607176815_105882633_n.jpg
Fr. Francisco García

SAN FRANCISCO DE ASÍS: 

Un santo siempre actual y modelo a seguir:
Celebramos el día 4 de Octubre la fiestas del Seráfico San Francisco de Asís, llamado por Dios para reparar su Iglesia desde la humildad y la pobreza.
Nuestro amado Pontífice ha querido redescubrir los valores espirituales, sociales y religiosos de este gran santo de la humildad para aplicarlos a la Iglesia del Siglo XXI y así lograr el cambio que los Cardenales, en sus reuniones antes del Cónclave, decidieron necesario para el gran cambio, motivado por la santidad de vida y la humildad del Papa Benedicto XVI, que viéndose mermado de fuerza física, quiso renunciar para que fuera otro Papa quien impulsara a la Iglesia por este nuevo camino, -mientras él oraba-, guiada siempre por la fuerza Divina, el Espíritu Santo.
Pero esta Fuerza misteriosa de Dios siempre se ha manifestado en la humildad de ser humano donde radica su auténtica grandeza, por eso la Iglesia precisa, para ser testigo del amor de Dios de esa seráfica humildad que adornó la vida del gran Santo de Asís.
Que él desde el cielo interceda por el Papa Francisco y por todos los que en este día celebramos con alegría la fiesta de nuestro Santo.
Pidamos con Él al Señor, con un corazón siempre agradecido:

Omnipotente, altísimo, bondadoso Señor,
tuyas son la alabanza, la gloria y el honor;
tan sólo tú eres digno de toda bendición,
y nunca es digno el hombre de hacer de ti mención.


Loado seas por toda criatura, mi Señor,
y en especial loado por el hermano sol,
que alumbra, y abre el día, y es bello en su esplendor,
y lleva por los cielos noticia de su autor.


Y por la hermana luna, de blanca luz menor,
y las estrellas claras, que tu poder creó,
tan limpias, tan hermosas, tan vivas como son,
y brillan en los cielos: ¡loado, mi Señor!


Y por la hermana agua, preciosa en su candor,
que es útil, casta, humilde: ¡loado, mi Señor!
Por el hermano fuego, que alumbra al irse el sol,
y es fuerte, hermoso, alegre: ¡loado mi Señor!


Y por la hermana tierra, que es toda bendición,
la hermana madre tierra, que da en toda ocasión
las hierbas y los frutos y flores de color,
y nos sustenta y rige: ¡loado, mi Señor!


Y por los que perdonan y aguantan por tu amor
los males corporales y la tribulación:
¡felices los que sufren en paz con el dolor,
porque les llega el tiempo de la consolación!


Y por la hermana muerte: ¡loado, mi Señor!
Ningún viviente escapa de su persecución;
¡ay si en pecado grave sorprende al pecador!
¡Dichosos los que cumplen la voluntad de Dios!


¡No probarán la muerte de la condenación!
Servidle con ternura y humilde corazón.
Agradeced sus dones, cantad su creación.
Las criaturas todas, load a mi Señor. Amén.


La Iglesia en España y el papa Francisco

http://cordopolis.es/antes-que-fraile/files/2013/01/logo-cabecera-blog-antes-que-fraile1.png
A nadie se le oculta que las formas del papa Francisco son distintas. Si me apuran casi empieza a ser sospechoso que tooooodos los días la prensa que antes se acordaba de la Iglesia y del papa y de su madre…- sólo para criticar, ahora parece papista y ultramontana… pero bueno, es normal. La apertura de ventanas vaticanas que está haciendo este buen hombre con sus entrevistas, reformas, reflexiones y comentarios, está levantando un vendaval que más parece el viento del Espíritu, que todo lo cambia y trastoca y abre y vivifica… Obviamente con ello está despertando una serie de simpatías que no era pensable hace sólo un año se pudieran manifestar, pero, a qué engañarnos, también algunas antipatías. Un par de conversaciones en estos días me daban cuenta de ello. De las simpatías digo. Las antipatías creo que poco se han hecho notar aún… pero es relativamente lógico, quienes hasta hace unos meses decían que no se puede criticar al papa, no van a hacerlo ellos ahora…
El caso es que un amigo, católico él, y más bien clasicón, me decía hace sólo unos días que le hacía sentir raro no tener que defender al papa casi constantemente, cuando sus conversaciones al particular con sus conocidos no creyentes siempre eran así… La otra, una amiga, también católica pero ésta tirando a moderna, que me decía que lo que le hacía sentir rara a ella era ahora estar hablando siempre y bien del papa cuando antes era más bien crítica con algunas –si no la mayoría…- de sus posturas. Pero me llegan noticias del “otro lado” también. De no creyentes que hablan con afecto de este argentino, y de algunos que vuelven a mirar con cierta curiosidad esto de la Iglesia… igual tiene algo que decir y que aportar y no es todo como se creían ellos… Cosas veredes.
Pero hay que reconocer que no todo el mundo lo lleva igual. Tanto de un sector como de otro, ojo, se nota que el papa les ha cogido con el paso cambiado. Lo de los elogios por parte de sectores no creyentes, o de un catolicismo que hasta hace unos meses sólo sabía hablar criticando de la Iglesia, y que parece sacado de una peli de los 70, se les nota que no les sale normal… es demasiado tiempo a la contra para que ahora el estar a favor sea natural… Y es que nuestra Iglesia española, tan polarizada ella, se le ha notado más que a otras. Y por los dos lados. Nuestra jerarquía eclesiástica parece que no termina de encontrar el tono para hablar de Francisco… cuando al fin decide hablar, que esa es otra… el silencio es señal de no saber muy bien qué decir, porque si hablasen lo que a alguno le gustaría decir, sería más bien un exabrupto o un rechazo… cuatro cosas le dirían y de todo menos bonito… pero no se puede, no se puede… así lo viven ellos, eh, que digo yo que porqué no se va a poder, ahora como antes.
El caso es que quien sí que al fin, por una razón u otra -una despedida, una rueda de prensa, una entrevista- dice algo, se le nota tibio e indeciso… sin saber muy bien qué decir… que si no hay reales cambios, que si los católicos están siempre con el papa, que si matizan lo que quiso decir cuando el papa dijo lo que dijo… en fin. Supongo que es el no terminar de captar, comprende o compartir el discurso de apertura de Francisco… pero hay cosas contra las que no se puede ir. Se cierra en estos próximos meses un ciclo en la Iglesia de España, el que ha tenido como protagonista a Monseñor Rouco Varela, y con él unos tonos, unas actitudes y unos temas de bandera eclesial muy concretos… y que poco se parecen a los de Francisco. Monseñor Rouco previsiblemente renunciará por edad a sus obligaciones en los próximos meses y veremos a ver qué sucede después… los cambios que muchos esperan llegarán, pero, como no me canso de repetir por aquí, no serán todos los que algunos desean, aunque sean más de los que muchos esperarían… o desearían. Yo lo que espero es que sea el tiempo nuevo, un tiempo de más paz y armonía, de más encuentro, de menos división, de más aceptación de todos los sectores que hacemos la Iglesia, sin tanta sospecha ni condena… ni hacia adentro, ni hacia afuera.
Sea como fuere, a mí, personalmente, que trato de ser moderado en estas cosas, no terminan de encajarme ni los elogios en exceso que aparecen día sí y día no, ni las palabras que se dicen sin saber bien que decir, ni los silencios que parecen más recriminatorios que otra cosa… Tiempo al tiempo y algo de visión más objetiva no estaría nada mal. Para unos… y para otros. Mientras, a mí, se me llena la cara de una sonrisa cuando veo a este papa contar lo que cuenta. De veras que parece que el Espíritu quiere volver a soplar con fuerza. Como hace 50 años cuando llegó el Concilio con otro papa sorprendente. Aquél, Juan XXIII, el papa bueno, es ya santo. En unos meses lo canonizan.


La fe cristiana como itinerario (6.10.13)

Editado por

Jesús Espeja Jesús Espeja
1.Con frecuencia identificamos la fe como sumisa adhesión a unas verdades que nos proponen con autoridad. Sin embargo la fe más que simple adhesión intelectual aceptando lo que no vemos ni comprendemos, es un encuentro de la persona que confía en el otro. Una experiencia muy similar al amor donde se unen sintonía profunda, confianza y entrega de la propia persona.
2.La fe cristiana es el encuentro personal con Dios revelado en Jesucristo. Un acontecimiento, una persona y un estilo de conducta que abre nuevos horizontes y da nuevo sentido a la existencia. En ese encuentro Dios tiene la iniciativa; nos está originando, y continuamente como amor viene a nosotros desde los más íntimo de nuestra intimidad, pues “en él existimos, nos movemos y actuamos”. Es lo que se ha manifestado de modo único en la encarnación –"Dios con nosotros"- y de algún modo también se manifiesta en la vida de cada ser humano. Lo dice bien el papa Francisco en la encíclica Luz de la fe: “Creer significa confiarse a un amor misericordioso, que siempre acoge y perdona, que sostiene y orienta la existencia, que se manifiesta poderoso en su capacidad de enderezar lo torcido de nuestra historia”.
3. En la medida en que nos abrimos confiadamente a esa presencia de Dios revelada en Jesucristo nos vamos haciendo creyentes cristianos. Vamos insertando y dando sentido a nuestra historia. “Si tuvierais fe como un grano de mostaza, trasladaríais montañas”. El grano de mostaza va creciendo cada día. Si nos abrimos cada día en todos los acontecimientos a esa Presencia que nos precede, acompaña y anima, podremos ser dueños de nosotros mismos, dar nuevo enfoque –“trasladar”- las dificultades de la existencia que a veces como rocosas montañas nos acobardan y aturden.

¿Cristianos de sacristía o de pancarta?

4 de octubre de 2013 

http://desdelohondo.sanestebaneditorial.com/imagenes/blogs/lastra.jpg
Fr. Juan José de León Lastra
Las disyuntivas exclusivas suelen oler a radicalismo y a simplificación. Sí tienen un valor didáctico. Dan que pensar. Si se piensa con serenidad y sinceridad es frecuente captar que la exclusividad de la disyuntiva tiene trampa. Sólo el afán tan común de ubicarse y sobre todo de ubicar a los demás en la sociedad, en la iglesia… inclina a mantener la disyuntiva excluyente. Si la sacristía se refiere a lo sagrado, habrá que aceptar que un cristiano debe moverse en ese ámbito. Los sagrado, o sea el sentimiento religioso, pertenece a la condición humana: las diversas y diferentes religiones son testigos, en ello se fundamentan. Otra cosa es que sacristía aluda a sacristanes. Y que se entienda sacristán no solo como el servidor de lo sagrado, sino como el reduce su vida a sus manifestaciones externas. Lo sagrado como recinto al margen de la vida. “Para que nunca recemos /como el sacristán los rezos”, apuntaba León Felipe cuando instaba a entender la vida abiertos a la novedad de cada día que encuentra el romero. Sí vivir nuestra fe implica salir de la sacristía. Es caminar hollando senderos distintos en la vida, estrenar compañía, dejarse sorprender por el paisaje, escuchar voces distintas y preparar palabras -gestos- para cada caso. Que presida una pancarta podría dejar un poso de gregarismos o “ir detrás de”. Cuando lo que ha de mover es el horizonte que está sí delante, pero sin definirse, no se encierra en una pancarta. La pancarta está escrita en lo hondo del ser, en el impulso que nos mueve a vivir siendo lo que somos, y desde lo que somos querer SER.
COMENTARIO AL EVANGELIO DEL DOMINGO
LAICOS  DOMINICOS Viveiro

D.   Félix García S.   OP.    

COMENTARIO: ¡Señor, auméntanos  la fe!  Y nos quedamos esperando que ese aumento venga como por  un abracadabra mágico. Pedimos  imposibles y  nos desespera  no conseguir lo pedido. Dios  ha  puesto en cada  uno de  nosotros, desde el  principio, la fe suficiente  para que  nuestra vida se desarrolle plenamente satisfactoria.
Pero esa fe está en  nosotros, dentro de cada  uno de  nosotros. Dios  no  puede  aumentarla,  porque  ya la tenemos  plenamente. El problema surge cuando nosotros  no queremos darnos cuenta de  que  la fe nos  exige  un conformarnos con Dios, integrarnos en Él, dejarnos  invadir hasta  hacer de  nuestra vida  un reflejo del amor de Dios a los  hombres.
Tomado al  pie de  la  letra el  mensaje de  hoy sería absurdo: ¿Para qué queremos  una  higuera  plantada en el  mar? Tal vez algunos cristianos  hayamos entendido que, si  nuestra fe es suficiente, podremos  hacer  hasta  milagros. Es  una pretensión  ilusa que desembocará irremediablemente en fracasos y desilusión. Lo que debemos entender es que  la fuerza de Dios está en nosotros, desde luego no  para  hacer ridículas demostraciones de poder, sino para  hacer que este  mundo sea  más justo y para eso tenemos que poner al servicio del hombre toda  nuestra fuerza, todo  nuestro valor.
Hoy el mundo necesita testimonios de fe vivida, hecha carne en nosotros. Frente a la  multitud de gente que dice que “es probable que Dios  no exista”, tiene que estar  nuestra vida diciendo que Dios existe, que por su existencia nosotros vivimos como vivimos y actuamos como actuamos y para que  nos crean debemos trasparentar al Dios en el que creemos para que  puedan verlo, no con palabras, sino con nuestra vida..
**********
Hoy tenemos que hablar también del Santo Rosario, esa devoción secular, sencilla, sin complicaciones, pero que es un buen instrumento para acercarse a Cristo a través de su Madre. El Rosario nos va acercando con sus misterios a la historia de nuestra salvación inmediata: La vida de Cristo se desarrolla, compendiada, a través de los 20 misterios cuya sola enunciación invita a meditar sobre el contenido de cada  uno y ayuda a que tu alma  y tu mente se  pongan en contacto con Dios.
¡REZAD EL ROSARIO!, es bueno para vosotros, es bueno para la Iglesia, es bueno para el mundo.
D.   Félix García S.   OP.     .

ORACIÓN

Derrama, Señor, sobre nosotros tu gracia, para que los que hemos conocido la encarnación de tu Hijo, por los méritos de su pasión y su cruz, con la ayuda de la virgen María, lleguemos un día a la gloria de la resurrección. Amen

LECTURA DEL SANTO EVANGELIO SEGÚN S.  LUCAS.  17, 5-10
En aquel tiempo, los apóstoles le pidieron al Señor: Auméntanos la fe.
El Señor contestó: Si tuvierais fe como un granito de mostaza, diríais a esa higuera: "Arráncate de raíz y plántate en el mar," y os obedecería. Suponed que un criado vuestro trabaja como labrador o como pastor; cuando vuelve del campo, ¿quién de vosotros le dice: "En seguida, ven y ponte a la mesa? ¿No le diréis: "Prepárame de cenar, cíñete y sírveme mientras como y bebo, y después comerás y beberás tú"? ¿Tenéis que estar agradecidos al criado porque ha hecho lo mandado? Lo mismo vosotros: Cuando hayáis hecho todo lo mandado, decid: "Somos unos pobres siervos, hemos hecho lo que teníamos que hacer."


Homilía 27 domingo Tiempo Ordinario. Ciclo C. 5 de octubre de 2013. Lc, 17, 5-6.

http://1.bp.blogspot.com/-JHSvEjsUQ1k/UFM6lAXTiOI/AAAAAAAAAlw/2ImDU2Hv_TA/s220/ricardo1.JPG
Fr. Ricardo de Luis Carballada

Lo decisivo en la fe


En un pasaje de la obra “Alicia a través del espejo” de Lewis Carroll se recoge este diálogo entre la joven y la reina.
-No puedo creer eso – dice Alicia. La reina le responde: -¿No? Inténtalo otra vez. Respira profundamente, cierra los ojos…
Alicia replica riendo: No necesito intentarlo. No se puede creer algo imposible.
Y la reina insiste: Seguro que no te has ejercitado correctamente. Cuando yo tenía tu edad cada día dedicaba media hora a creer cosas imposibles.
En este diálogo se presenta una caricatura de la fe cristiana. Una imagen de la fe demasiado extendida. Tener fe es creer cosas imposibles. Y para ello basta con entrenarse. Los cristianos a veces hemos extendido esta visión. Tertuliano, un escritor cristiano de los primeros tiempos del cristianismo decía una frase muy repetida posteriormente: “Creo porque es absurdo”. Pero esta frase tan repetida no se corresponde con el núcleo de la fe cristiana. La fe no es aceptar lo absurdo. La fe es confiar en Dios que por ser una realidad más grande que nuestro pensamiento tiene carácter de misterio. Creo porque es misterioso, deberíamos decir. La fe es la entrega confiada al Dios grande e infinito.

De esa fe precisamente es de la que habla Jesús en el diálogo con los discípulos en el evangelio de este domingodomingo.

Los apóstoles sentían que su fe era pequeña y por eso le piden a Jesús que se la aumente. La percepción de los apóstoles también es la nuestra y por eso su petición es también la nuestra. Puede ayudarnos el reflexionar sobre la respuesta de Jesús.

Jesús dice a los discípulos que si tuvieran fe como un grano de mostaza le dirían a una morera que se arrancar de raíz para plantarse en el mar y le haría caso.

El grano de mostaza es una de las semillas más pequeñas. Con ello Jesús quiere decir que toda la plenitud de la fe cabe en una pequeña semilla. Por eso una fe pequeña, pero auténtica, es capaz de realizar cosas aparentemente imposibles.

Para Jesús, a diferencia que para sus discípulos, no se trata de tener una fe fuerte o débil; no se trata de un más o menos de fe. Para Jesús la distinción importante es entre fe y falta de fe. No tener fe es tener ojos solamente para uno mismo y apoyarse únicamente en las propias fuerzas. Tener fe es tener ojos para Dios y confiar en su fuerza y en su amor. Quien tiene está fe, aunque le parezca muy pequeña, conseguirá cosas aparentemente imposibles. 

Por ejemplo, aceptar la propia vida, con sus limitaciones, inseguridades, miedos y temores.

La reina le decía a Alicia: cierra los ojos. Dios nos dice, en cambio, abre los ojos y mira a Dios, deja que actúe en ti y por ti. En definitiva en la fe no se trata de la “cantidad” que tengamos, sino de la orientación fundamental de nuestra mirada. Quizás los discípulos de Jesús estaban demasiado pendientes de sí mismo y se fiaban demasiado de sus propias fuerzas para superar las dificultades de la vida. Jesús les dice que eleven la mirada hacia Dios. ¿A quién tenemos en nuestra mirada: a Dios o a nosotros mismos? Esa es la cuestión decisiva.
Publicado por Ricardo de Luis Carballada

No hay comentarios:

Publicar un comentario